Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 20 de octubre de 2021
  • Actualizado 19:03

Sorprenden a una mujer robando en Punata; le cortan el cabello, le rocían alcohol y le prenden fuego

Beatriz B.A.A., de 34 años, quiso robarle a una comerciante su bolsa con 3 mil bolivianos. La víctima gritó y los vendedores rodearon a la denunciada y le ataron las manos con una pita, en el mercado 25 de Mayo,
WhatsApp Image 2021-02-02 at 11.11.41
Captura de pantalla de la transmisión del canal 50 - RTVE Valle Alto, cuando la mujer era obligada a recorrer varias calles del municipio. FOTO: RTVE
Sorprenden a una mujer robando en Punata; le cortan el cabello, le rocían alcohol y le prenden fuego

Beatriz B.A.A., de 34 años, fue sorprendida por comerciantes robando en el mercado 25 de Mayo, en el municipio de Punata. Los vendedores le ataron las manos con una pita, le cortaron el cabello, le rociaron alcohol en los pies y le prendieron fuego provocándole quemaduras en las piernas.

Según la comerciante denunciante, la mujer se aproximó a su puesto de venta hoy al promediar las 06:00. “Ella directamente se fue a mi bolsa, donde tenía 3 mil bolivianos y otras monedas que no he contado. Pensé que era mi compañera de venta, pero cuando me fijé la ladrona se estaba llevando mis pertenencias, la alcancé y forcejeamos hasta que logré recuperar mi bolsón. Empecé a gritar y tuve que volver a mi puesto porque dejé ahí a mi hijo pequeño”, relató la víctima en una entrevista con Valle Alto Noticias.

Según el reporte policial, la acusada de robo habría ido a ese municipio desde la ciudad de Cochabamba. Los comerciantes al percatarse del hecho quisieron asumir “justicia comunitaria” indicó el responsable de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) del Valle Alto. La autoridad policial ratificó que la mujer fue agredida físicamente, le cortaron el cabello y le rociaron algún líquido inflamable provocándole quemaduras a la altura de las piernas.

De acuerdo con la transmisión del canal 50 RTVE del Valle Alto, un efectivo policial que llegó a esa zona usó su chamarra para apagar el fuego de los pies de la mujer. Luego, los comerciantes la obligaron a recorrer varias calles del municipio.

Los comerciantes que rodeaban a la denunciada de robo expresaron su molestia porque los robos en el mercado serían constantes y aseguran que no es la primera vez que esa mujer estaría incurriendo en ese delito.

Advirtieron que la próxima vez que sorprendan a un delincuente en la zona van a proceder a “quemarlo”. En este caso, finalmente la acusada fue entregada a la Policía para que sea procesada; las autoridades buscarán asistencia médica y remitirán el caso al Ministerio Público.