Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 13 de junio de 2021
  • Actualizado 04:19

Sala Penal fija audiencia de pandillero para mañana, pero la defensa teme que feminicida se fugó

“Es una lastima que esta autoridad contribuya a la posible fuga por parte del condenado en caso de revertirse la determinación que otorgo su libertad”, señala un comunicado de los abogados de la defensa.
Efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia realizan la notificiación por cédula en el domicilio del feminicida.
Efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia realizan la notificiación por cédula en el domicilio del feminicida.
Sala Penal fija audiencia de pandillero para mañana, pero la defensa teme que feminicida se fugó

La Sala penal Primera del Tribunal Departamental de Justicia (TDJ) de Cochabamba fijó para mañana a las 08:30 la audiencia  para emitir una nueva resolución en el caso de la cesación de la detención preventiva del condenado por feminicidio y pandillero, Omar Alejandro Ordoñez Arias.

Sin embargo, la defensa de la víctima del feminicidio teme que Ordoñez Arias se fugó de la ciudad ya que no fue encontrado en su domicilio, pese a las reiteradas visitas que se realizó a su casa para notificarle de la audiencia.

“Es una lastima que esta autoridad contribuya a la posible fuga por parte del condenado en caso de revertirse la determinación que otorgo su libertad”, señala un comunicado de los abogados de la defensa.

La fecha y hora de audiencia se conoció hoy después de que la la Sala Constitucional Primera del TDJ dejara sin efecto la resolución de la vocal de la Sala Penal Primera, Mirtha Mabel Montaño, que concedió libertad a Ordoñez Arias, quien fue sentenciado a 30 años de presidio sin derecho a indulto por el feminicidio de la adolescente María del Carmen Carballo Reyes ocurrido en marzo de 2016. Las autoridades identificaron omisiones de fundamentación, congruencia y otros aspectos en el fallo de Montaño.

Antecedentes 

María del Carmen fue asesinada en 2016, luego de que 21 pandilleros de Wander Rap abusaran sexualmente de ella. La llevaron a un lote baldío y procedieron al delito.

La citaron con la idea de que participara en un "rito de iniciación". Finalmente, la adolescente fue asfixiada.