Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 07 de diciembre de 2019
  • Actualizado 22:23

NIÑAS MUEREN DEGOLLADAS

Mujer mata a sus hijas porque creía que era el “fin del mundo”

Una de la víctimas tenía dos años y la segunda ocho meses. Es el quinto infanticidio que se registra en Cochabamba. La Defensoría del Pueblo pide psicólogos para la población.
La madre de las menores luego del crimen esperaba en una silla. FELCV
La madre de las menores luego del crimen esperaba en una silla. FELCV
Mujer mata a sus hijas porque creía que era el “fin del mundo”

Creyendo que había llegado el fin del mundo, una mujer degolló a sus dos hijas, una de dos años y la segunda de ocho meses en la habitación de su vivienda.

El crimen ocurrió la madrugada de ayer en la zona norte de la ciudad, la progenitora de 33 años aseguró que Dios le hablaba y le pedía que mate a sus hijas.

Cogió un cuchillo de la cocina y se dirigió a la habitación en la que descansaban sus tres hijas, incluyendo la mayor de seis años. Degolló a la bebé y luego a la niña de dos años. Mientras lo hacía sostenía una Biblia en la mano.

La hija mayor, ante la escena, llamó a su papá al celular y le pidió que regrese de inmediato. La agresora se hizo un corte en el abdomen en un intento de suicidarse, sin embargo, la herida no fue profunda.

Según la directora de la Defensoría de la Niñez de Cercado, Carolina Orias, la hija que presenció el crimen escapó de la casa corriendo a la calle.

Cuando el padre llegó, la mujer estaba sentada en una silla contemplando los cuerpos de sus hijas.

La Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (FELCV) realizó el levantamiento de los pequeños cuerpos y llevó a la madre al hospital Viedma para su atención.

La directora de la FELCV, Rocío Rivas, dijo que en el nosocomio la mujer aún decía cosas sin sentido por lo que se le practicaría un examen para determinar si consumió alguna sustancia.

La familia no registra violencia y según el marido no tenían problemas económicos.

El padre de las niñas relató que el domingo en la mañana su esposa despertó pronunciando incoherencias. La FELCV presume que la convulsión social de las últimas semanas reflejada en los medios de comunicación y redes sociales derivó en que la mujer entre en un estado de shock y tome la fatídica decisión.

Rivas pidió a la población no subir imágenes violentas a las redes sociales debido a que las personas pueden verse afectadas. La madre es acusada de infanticidio cuya pena es 30 años de sentencia sin  indulto.

Una posible esquizofrenia

La  psicoterapeuta de la Universidad Autónoma de Madrid Verónica Trigo sostuvo que en este caso, la madre pudo tener un cuadro de esquizofrenia a consecuencia de una suma de factores como problemas personales, emocionales y sociales.

Trigo no descarta que la convulsión por la que atraviesa el país pueda ser uno de los factores desencadenantes, pero que sumado a otros terminó en la tragedia.El Defensor del Pueblo, Nelson Cox, pidió a las Defensorías de las  alcaldías disponer de psicólogos para la atención de la ciudadanía por la convulsión que vive el país.