Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 05 de marzo de 2021
  • Actualizado 21:40

Miembro de la RJC va a prisión por tráfico de sustancias controladas

Mario B.R., que tenía arresto domiciliario por portar explosivos, fue trasladado a Santa Cruz por un caso de hace tres años. Le dieron detención preventiva casi a medianoche del miércoles.

Miembros de la Resistencia Juvenil Cochala (RJC) son arrestado a finales de octubre. Cortesía
Miembros de la Resistencia Juvenil Cochala (RJC) son arrestado a finales de octubre. Cortesía
Miembro de la RJC va a prisión por tráfico de sustancias controladas

Mario B.R., miembro de la Resistencia Juvenil Cochala (RJC), fue enviado con detención preventiva al centro de Readaptación Productiva Okinawa, en Montero (Santa Cruz), denunciado por tráfico de sustancias controladas.

El Tribunal de Sentencia Penal No. 1 de Buena Vista ordenó que el imputado sea remitido a esa cárcel dentro del proceso penal que sigue el Ministerio Público. El mandamiento fue librado en Montero el miércoles al promediar las 23:50. En tanto, los familiares de Mario B.R. denuncian excesos y aseguran que lo tienen detenido “injustamente”.

Yassir Molina, amigo de Mario B.R. y líder de la RJC, a través de sus redes sociales manifestó que el caso está siendo “manipulado”. Acompañó su publicación con una fotografía de una página denominada El Relato que dice: “Envían a la cárcel de Okinawa a Mario B. Su audiencia en Buena Vista fue suspendida por falta de quórum. Mediante una llamada alguien ordenó que la audiencia se retome en Montero”.

Los familiares de Mario, quien estaba cumpliendo detención domiciliaria desde hace casi dos meses por otro caso que tiene que ver con la portación de explosivos, denunciaron que efectivos de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Narcotráfico (FELCN) allanaron su vivienda la tarde del martes. Se habrían llevado al miembro de la RJC sin brindar información a los parientes, quienes estaban preocupados e incluso lo reportaron como desaparecido en las redes sociales.

Miriam, la madre de Mario, manifestó que fue a la FELCN y no le daban información de dónde se encontraba su hijo. Recorrió varias dependencias policiales sin éxito, durante toda la noche, hasta que logró comunicarse con su hijo el miércoles antes del mediodía y ahí le informó que estaba en Buena Vista (Santa Cruz).

La mujer dijo que su hijo se dedicaba a la venta de autos y que no estaba involucrado en actividades ilícitas. Supone que los procesos son por cuestiones políticas.

PROCESO

Se conoció, a través de un edicto de prensa, que una patrulla de efectivos antinarcóticos realizaba operativos de control en la zona de San Carlos, en 2017. Los uniformados interceptaron un vehículo, tipo vagoneta color azul, y realizaron la requisa y revisión donde encontraron bajo el asiento posterior un doble fondo.

Con el Registro Único de Automotores (RUAT) evidenciaron que el propietario del auto es Mario B.R. y el Ministerio Público tiene la convicción de que el delito existió y que el imputado es con probabilidad autor y partícipe del hecho. Ese año, incluso se solicitó la declaratoria de rebeldía debido a que el investigado no acudió al llamado de los investigadores y desconocían su paradero.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad