Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 17 de junio de 2024
  • Actualizado 00:09

Madre de boliviana capturada en Sri Lanka: “No pido que la perdonen, que cumpla su condena acá”

“Pedirles a las autoridades bolivianas que me den una manito para ni niña, para mi hija. Son dos niños que tiene, uno de nueve y otro de seis. Ella era madre y padre para sus hijos. Ahorita los niños están pregunte y pregunte por su mamá y no sé qué decirle (…) No estoy pidiendo que la perdonen, yo estoy pidiendo que si ella va ser condenada allá, que cumpla su condena acá”, señaló Matilde Flores, la madre de Carola C. detenida en la nación insular, al sur de India.

Boliviana fue capturada en Sri Lanka por portar droga. URGENTE.BO
Boliviana fue capturada en Sri Lanka por portar droga. URGENTE.BO
Madre de boliviana capturada en Sri Lanka: “No pido que la perdonen, que cumpla su condena acá”

Angustiada y en busca de orientación para saber cómo ayudar a su hija. Así se encuentra Matilde Flores la mamá de Carola C., una joven madre de 26 años, oriunda de Montero, Santa Cruz que fue capturada en Sri Lanka, al sur de la India, por portar droga líquida camuflada en su ropa y equipaje.

Visiblemente afectada, Flores pidió a las autoridades “una manito para su niña”. Sin embargo, fue clara y aseguró que, en caso de que la Justicia de Sri Lanka halló culpable a su hija, no pide que la perdonen, sino qué cumpla su condena acá, en Bolivia, cerca de su familia.

“Pedirles a las autoridades bolivianas que me den una manito para ni niña, para mi hija. Son dos niños que tiene, uno de nueve y otro de seis. Ella era madre y padre para sus hijos. Ahorita, los niños están pregunte y pregunte por su mamá y no sé qué decirle (…) No estoy pidiendo que la perdonen, yo estoy pidiendo que si ella va ser condenada allá, que cumpla su condena acá”, enfatizó.

 

La madre de Carola lamentó que hasta el momento no recibió ningún pronunciamiento de las autoridades bolivianas, respecto a la situación de su hija. Expresó que desconoce a donde ir y qué acciones tomar, razón por la cual lo primero que hizo es hacer público el caso.  Ante ello, solicitó a las autoridades  brindarle asistencia.

CANCILLERÍA

Sin embargo, lo único que la consuela, hasta el momento, es un comunicado difundido por la Cancillería de Bolivia.

La Cancillería de Bolivia informó que realiza las gestiones de asistencia y protección consular de Carola C., quien fue detenida en el aeropuerto de Bamdaranaike, en Sri Lanka, el 1 de marzo, por el presunto delito de tráfico ilícito de sustancias controladas.

“A la fecha, esta Embajada tiene conocimiento de que se ha iniciado un proceso judicial en contra de la connacional quien se encuentra detenida, aclarando que aún sin sentencia. Asimismo, se ha tomado contacto con la familia y se realiza el seguimiento del caso con las autoridades competentes”, reza el comunicado de la Embajada de Bolivia en India.

“Eso es todo lo que yo sé”, indicó la madre de Carola C.

A la fecha, Flores desconoce la situación jurídica real de su hija, debido a que ayer por la mañana, Carola C. se habría comunicado con una de sus comadres, informando que ya contaba con una sentencia de 25 años y una pena de muerte.

 “No sé en qué situación está detenida allá. No sé su situación jurídica, porque hasta el día de ayer yo tenía entendido que ella había hecho otra llamada a las 8:00 a una de sus comadres, diciéndole que la habían sentenciado a 25 de años más la pena de muerte”, relató. 

LA ÚLTIMA VEZ

Afectada por la situación que atraviesa, Flores todavía recuerda el 26 de febrero, la última vez que se contactó con su hija.

Antes de partir, Carola C. habría dejado a sus dos hijos en la casa de su abuela materna. Entonces, les dijo que iría a trabajar.

“Desde la fecha nosotros ya no tuvimos comunicación con ella.  Se me hizo raro, porque ella siempre hace Tik Tok con los niños, todos los días. Nos llegaba una notificación de ella con el sello. Comencé a buscarla, a llamarla y nunca me contestó hasta el 3 de marzo que yo me enteré, por medio de mi sobrina, que le había llamado diciéndole que ella estaba allá y estaba detenida”, relató.

En Sri Lanka los delitos de violación, narcotráfico y asesinato son penados con la muerte. Según Colombo page, un periódico de la capital de Sri Lanka, Carola C. transportaba 4,6 kilos de cocaína valuada en 635 mil dólares.