Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 15 de agosto de 2022
  • Actualizado 15:34

La Justicia libera al "abogado del diablo"

Jhasmani Torrico, procesado y sentenciado por la tortura que sufrió el mecánico Juan Antonio Cuéllar, finalmente fue beneficiado con detención domiciliaria. 
Jhasmani Torrico ofrece declaraciones a los medios de prensa.  ARCHIVO
Jhasmani Torrico ofrece declaraciones a los medios de prensa. ARCHIVO
La Justicia libera al "abogado del diablo"

Desde ayer miércoles, Jhasmani Torrico, más conocido como el "abogado del diablo", se encuentra fuera de la cárcel. La Justicia ha determinado que cumpla detención domiciliaria.

El Juzgado de Quillacollo ha dispuesto beneficiarlo con dicha medida. De esta manera, se estima que a las 16:30 el jurista, procesado y sentenciado en 2021 a seis años y seis meses de cárcel por secuestro y lesiones que sufrió el mecánico Juan Antonio Cuéllar, fue trasladado a una vivienda, según lo descrito por el gobernador del penal de San Sebastián, el teniente coronel Cristhian Arce, 

"A partir de ayer está cumpliendo detención domiciliaria, con custodio policial y las restricciones fijadas", indicó el Gobernador del recinto penitenciario que acaba de abandonar Torrico.

El efectivo que estará pendiente del "abogado del diablo" depende del Comando Regional de Colcapirhua.

De esta manera, Torrico estuvo aproximadamente dos años encarcelado. 

En cuanto a posibles problemas o hechos de mala conducta por parte del ahora liberado al interior del penal, el teniente coronel dijo no haber tenido reportes.

Jhasmani Torrico, de acuerdo con el Gobernador, era visitado por "colegas" y, al parecer, habría brindado asesoramiento legal desde San Sebastián.

El mecánico Cuéllar, por su lado, se muestra atemorizado.