Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 17 de mayo de 2022
  • Actualizado 07:13

Hombre de 28 años es sentenciado a 20 años de cárcel por violar a una niña de 12

El Ministerio Público presentó las evidencias, entre ellas, el certificado médico forense de la víctima, que señala la existencia de signos de violencia corporal y genital.

Foto referencial de un individuo en la cárcel. FGE
Foto referencial de un individuo en la cárcel. FGE
Hombre de 28 años es sentenciado a 20 años de cárcel por violar a una niña de 12

Alexander J.A., de 28 años, cometió el delito de violación contra una niña de 12 años en la ciudad de Trinidad, en Beni, por lo que hoy recibió la condena de 20 años, que deberá cumplir en la cárcel de Mocoví de Trinidad.

El fiscal de Beni, Ruthiar Vázquez, informó que en audiencia de juicio oral el Ministerio Público demostró, con pruebas suficientes, que el acusado es autor del delito de Violación de Infante, Niña, Niño o Adolescente. El hecho fue registrado el 22 de enero de 2020.

“En la audiencia, el Ministerio Público presentó todas las evidencias en contra del sujeto, entre ellas, el certificado médico forense de la víctima, que señala la existencia de signos de violencia corporal y genital, informe psicológico de la menor, declaraciones testificales, registro del lugar del hecho, entre otros elementos que fueron valorados por el Tribunal que sentenció al autor del delito”, dijo Vásquez.

El fiscal del caso, Fernando Espinoza, manifestó que el 22 de enero de 2020, a las 5:00 aproximadamente, la niña salió de su domicilio con sus primas, pero cuando retornó su conocido Alexander le habló y le pidió que lo acompañara. Luego, ambos se fueron en la motocicleta del sujeto a hacer unas compras y la llevó a un motel, donde la ingresó por la fuerza y la encerró en una habitación para cometer la violación.

Ante la desaparición de la menor, los familiares fueron a buscarla y la vieron en una moto con el agresor, pero no pudieron alcanzarlos. Minutos más tarde, la víctima volvió a su casa y contó lo ocurrido, por lo que sus familiares se constituyeron en la Fuerza Especial de Lucha Contra la Violencia (FELCV) a denunciar el delito.