Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 07 de julio de 2020
  • Actualizado 08:19

SEGUNDO PARRICIDIO EN COCHABAMBA DURANTE 2019

Hija drogada mata a su padre de una puñalada en el pecho

Luego de una discusión la mujer clavó un cuchillo en la humanidad del progenitor quien murió en el mismo domicilio. El hombre tenía una nueva pareja sentimental.
La mujer aprehendida en celdas policiales de la FELCC. KAREN RODRÍGUEZ
La mujer aprehendida en celdas policiales de la FELCC. KAREN RODRÍGUEZ
Hija drogada mata a su padre de una puñalada en el pecho

Mariel R. L.  de 25 años y su padre, Reinaldo R. A. de 51 años, discutieron el martes en la noche, en el dormitorio del progenitor.

El motivo fue que el hombre tenía una nueva pareja sentimental. La madre falleció hace unos meses. En la discusión, Reinaldo R.A. insultó la memoria de la difunta, por lo que su hija, quien estaba bajo los efectos del alcohol y de una droga, clavó un cuchillo en el pecho de su padre.

En la habitación había una tercera persona, que se sospecha, era la nueva pareja del padre.

Los parientes llamaron de inmediato al Grupo de Salvamiento SAR, cuya ambulancia se constituyó en el domicilio ubicado en la avenida Melchor Pérez, al oeste de la ciudad.

Sin embargo, la puñalada cegó la vida del padre, mientras era trasladado a Emergencias del hospital.

El cadáver fue trasladado al Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF) para la autopsia de ley.

Mientras que la hija fue conducida a celdas policiales de la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) donde confesó a los investigadores que había consumido marihuana.

La acusada fue dispuesta en una celda policial de la FELCC, pero permaneció enmanillada a la puerta; ello, según el vocero de la dependencia anticrimen, Alexander Vargas, para evitar que cometa un suicidio mientras se encontraba bajo los efectos del alcohol y las drogas.

Precisó que se realizan las investigaciones del caso para determinar si existe antecedentes de violencia en la familia.

La mujer que estaba con una polera negra y un pantalón de paño rojo se negó a dar declaraciones a la prensa.

OTRO CASO En julio de este año, se registró el primer caso de parricidio en Cochabamba.

Álvaro F.S., de 33 años, mató en su domicilio a su padre, a su madre e intentó ahorcar a su hermana menor.

El estudiante estaba resentido debido a que sus padres le exigían constantemente que concluya sus estudios de Medicina en  una universidad privada, en la que se encontraba ocho años. 

Luego de ahorcar a sus progenitores con una pita y un neumático viejo, Álvaro F. S. dejó los cuerpos en un cuarto de la vivienda de los padres y sacó dinero del negocio familiar dedicado a la venta de equipos de computación para después huir. Días después se entregó a la Policía.

El hombre se sometió a un proceso abreviado por lo que el juez determinó una pena de 30 años en el recinto de El Abra, lugar en el que se encuentra desde julio.