Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 09 de abril de 2020
  • Actualizado 17:37

Acusados por violencia intrafamiliar tendrán manillas y FELCV inicia campaña

Imagen referencial y escenificada de violencia machista. Pixabay
Imagen referencial y escenificada de violencia machista. Pixabay
Acusados por violencia intrafamiliar tendrán manillas y FELCV inicia campaña

Las personas denunciadas por violencia  intrafamiliar  y que  se encuentren  en la cárcel con detención preventiva,  podrán salir de prisión,  siempre y cuando, adquieran  unas manillas electrónicas para evitar acercarse a sus víctimas y reincidir. De acuerdo con  el ministro de Justicia,  Álvaro Coimbra, los acusados serán monitoreados permanentemente por funcionarios especializados, informó Página Siete.

El  Ministro de Justicia  detalló   que estas manillas tendrán un monitoreo constante  que estará a cargo  de  un personal especializado. 

Estos  funcionarios  -agregó   la  autoridad-  sabrán dónde se encuentra el acusado y  así   se evitará  que el agresor  se acerque a la  víctima.

Coimbra sostuvo  que  este plan de trabajo fue aceptado por el anterior Gobierno,  pero no se destinó ningún recurso para  poner en marcha el proyecto. Por esa razón el actual Gobierno está solicitando al Ministerio de Economía la asignación de  recursos para la adquisición de las pulseras.

CAMPAÑA La Fureza Especial de Lucha Contra la Violencia (FELCV) iniciará una campaña para luchar contra los feminicidios capacitando a los hombres.

El director de la dependencia policial antiviolencia, Jhon Klaus Bermúdez, precisó que se realizarán,marchas, charlas, capacitaciones y otras actividades para involucrar a los varones, quienes son los que agreden y maltratan a las mujeres hasta incluso llegar al feminicidio.

Según Bermúdez las charlas se realizarán en las federaciones de choferes, asociación de albañiles, cuarteles y otros que congregan en su mayoría a la población masculina.

Un relevamiento de datos, realizado por el mismo director de la FELCV de los casos recibidos en la gestión 2019, reveló que los agresores son en su mayoría de los oficios de choferes y albañiles, además de agricultores  y funcionarios.

Las mujeres agredidas, en su mayoría, se desempeñan como amas de casa.

El año pasado esta instancia atendió más de 5.000 denuncias por violencia.