Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 03 de junio de 2020
  • Actualizado 17:47

Bebé de 6 meses sufre violencia sexual mientras su madre está aislada en Pisiga

Imágen referencial de un bebé.
Imágen referencial de un bebé.
Bebé de 6 meses sufre violencia sexual mientras su madre está aislada en Pisiga

D.M.C., una bebé de seis meses, que estaba al cuidado de su abuela materna, fue presuntamente víctima de violencia sexual, mientras su madre se encuentra aislada, como medida preventiva frente al coronavirus, en Pisiga (Oruro) debido a que es una las personas que retornó de Chile.

La Defensoría del Pueblo tomó conocimiento del caso y en coordinación con la Defensoría de la Niñez y Adolescencia de Cochabamba la menor fue derivada a un centro de acogida, además pidió al Ministerio Público y la Policía realizar las investigaciones necesarias para esclarecer ese hecho debido a que el presunto autor aún no fue identificado.

La pequeña fue internada de urgencia en el hospital Manuel Ascencio Villarroel debido a que presentaba desnutrición y diarrea severa, pero los médicos al percatarse de la condición física solicitaron una valoración médico forense y se develó un desgarro en la vagina presumiéndose que fue víctima de una violación sexual, de acuerdo al boletín de prensa de la Defensoría del Pueblo.

 Después de esa valoración se inició in proceso penal ante la Fiscalía Departamental. “En el marco de nuestras atribuciones realizaremos el seguimiento pertinente al caso de la niña de seis meses con la finalidad de lograr que se respete su derecho a la integridad personal, al acceso a la justicia y su derecho a vivir en familia”, aseveró el delegado defensorial en Cochabamba, Nelson Cox.

El equipo interdisciplinario de la Defensoría de la Niñez y Adolescencia de la Alcaldía de Cochabamba verificó el inmueble donde estaba viviendo la pequeña e identificaron que había varias familias en ese domicilio. El espacio era reducido y tomando en cuenta que el agresor aún no fue identificado, además del descuido de la abuela, tomaron la determinación de derivar a la bebé a un centro de acogida en resguardo de su integridad.

En la oportunidad, Cox expresó su preocupación por la situación de las niñas, niños y adolescentes del departamento que se encuentran en situación vulnerable por la amenaza del coronavirus y pidió que se extreme la supervisión, atención y cuidado en el entorno familiar.