Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 26 de septiembre de 2022
  • Actualizado 21:11

INFORME DEL OBSERVATORIO DE COCHABAMBA

El 73% de los feminicidios en Cochabamba de 2021 se cometió en el área rural o semi-rural

Un documento publicado el fin de semana señala que 15 mujeres fueron asesinadas, el 67% tenía entre 17 y 32 años.
 
Un altar que se armó en memoria de las víctimas de feminicidio en Tres Arroyos, en el Trópico de Cochabamba. DICO SOLÍS
Un altar que se armó en memoria de las víctimas de feminicidio en Tres Arroyos, en el Trópico de Cochabamba. DICO SOLÍS
El 73% de los feminicidios en Cochabamba de 2021 se cometió en el área rural o semi-rural

El 73.3% de los 15 feminicidios registrados en Cochabamba en la gestión 2021 se perpetraron en el área rural o semi-rural, según un documento publicado por el Observatorio del Feminicidio.

“Como un primer dato relevante, hemos identificado que la mayor cantidad de víctimas de feminicidio en el departamento de Cochabamba residía en el área rural y semi-rural, es decir, fuera de la ciudad de Cochabamba, con el 73.33% de los casos, mientras que el 20% de los asesinatos se reportaron en la zona sur de la ciudad y el 6.67% al norte”, detalla el documento difundido el fin de semana.

Según este documento, en enero de 2021 se cometieron 3 feminicidios, en febrero 2, en marzo 2, en mayo 3, en agosto 1, en septiembre 2, en octubre 1 y en noviembre 1.

Una dificultad que observaron las personas que estuvieron a cargo de esta recopilación de datos es que en el área rural existen menos recursos, infraestructura y personal policial, judicial, municipal y médico para hacer seguimiento de los casos de asesinatos de mujeres.

EDADES
Otro dato importante en el análisis es que el 34% de las víctimas de feminicidio tenía entre 21 y 26 años, mientras que el 20% tenía entre 27 y 32 años.

En otros rangos etarios, el 13% de las víctimas tenía edades entre 15 y 20 años.

Con estos datos se puede inferir que el 67% de las víctimas tenía entre 15 y 32 años, “por lo que podríamos afirmar que las víctimas de feminicidio en Cochabamba durante la gestión 2021 son mujeres jóvenes”, señala el documento publicado por el Observatorio del Feminicidio en el departamento de Cochabamba.

VÍCTIMAS CON HIJOS
Los datos recabados por el Observatorio del Feminicidio señalan que el 66% de las víctimas de feminicidio eran madres.

En detalle, el estudio muestra que el 17% de las mujeres asesinadas tenía un hijo, el 17% dos hijos, el 13% 5 hijos, el 12% 3 hijos y el 7% 4 hijos.

En lo que se refiere a la relación que tenía la víctima con su agresor, se identificó que en el 46.67% de los casos era el “novio”, el 33.33% correspondía al “esposo o concubino” y el 20% a la “expareja”.

“Casi el 50% de los casos corresponden a una relación de noviazgo o enamoramiento”, señala el documento del Observatorio del Feminicidio.

En cuanto a los procesos judiciales, la evaluación preliminar del Observatorio detalla que el 33.33% de los feminicidas tiene detención preventiva en la cárcel a la espera de una sentencia en su proceso, el 20% ha sido condenado por feminicidio con penas variables, otro 20% ha sido condenado por un delito diferente, el 13.33% se ha suicidado luego de haber cometido el feminicidio, el 6.67% se encuentra recluido en un centro de menores (por ser menores de edad) y otro 6.67% no tiene ni condena ni acusación formal.

OBSERVACIONES
Una observación que puntualiza el Observatorio del Feminicidio es que algunos medios de comunicación, así como los reportes de las autoridades, identifican a la víctima plenamente, mientras que al feminicida se lo deja en el anonimato.

“Para nosotras, quienes deben ser expuestos y escarmentados son los criminales, nunca las víctimas y sus familias”, puntualiza.

VIOLENCIAS
El documento del Observatorio del Feminicidio advierte que una mujer puede ser violentada desde las formas más sutiles y encubiertas, normalizadas, como la denigración a sus capacidades, la burla, el no ser tomada en serio cuando emite su opinión; hasta ser objeto de agresiones mucho más explícitas, partiendo de los insultos, el trato torpe e irrespetuoso, los golpes, las agresiones sexuales, y el feminicidio o su tentativa.