Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 18 de septiembre de 2021
  • Actualizado 02:48

Respiradores: dan detención domiciliaria a exministra de Salud; exviceministro se va libre tras su declaración

El exviceministro de Seguridad Ciudadana, Wilson Santamaría. ARCHIVO
El exviceministro de Seguridad Ciudadana, Wilson Santamaría. ARCHIVO
Respiradores: dan detención domiciliaria a exministra de Salud; exviceministro se va libre tras su declaración

La adquisición de respiradores chinos y españoles con presunto sobreprecio en la gestión de la expresidenta Jeanine Áñez es investigada por el Ministerio Público.

Por este caso, la justicia decidió la detención domiciliaria de la exministra de Salud Eidy Roca y que el exviceministro de Seguridad Ciudadana Wilson Santamaría se defienda en libertad.

Martín Camacho, abogado de Roca, informó, según ERBOL, también que se fijó una fianza de 70 mil bolivianos y arraigo, medidas que serán apeladas toda vez que “son una sentencia de muerte” para la exautoridad que debe realizarse controles médicos y tratamiento por las secuelas del coronavirus COVID-19 que derivaron en una enfermedad neurológica degenerativa.

La imputación es por incumplimiento de deberes y conducta antieconómica, en un proceso que se abrió por un presunto sobreprecio en la compra de respiradores chinos.

En la audiencia, Camacho dijo que se demostró que ella solo firmó una adenda y no hizo la contratación de los respiradores, por lo cual no habría un beneficio económico a su favor.

Entre tanto, Santamaría se presentó a declarar ante la Fiscalía en calidad de sindicado por el caso respiradores españoles y se mantuvo su libertad para encarar el proceso en su contra.

“Puedo respirar y salir. Me espera mi familia. No es fácil estar en esta circunstancia de situación, pero voy a permanecer como corresponde. Mis actividades las realizó aquí en el país, en la ciudad La Paz y las continuaré desarrollando”, dijo.

El fiscal Omar Mejillones explicó que Santamaría está investigado por uso indebido de influencias debido a la recepción que se hizo en 2020 de los respiradores en Santa Cruz.

Según el fiscal, habría recibido los equipos antes de que la comisión de recepción de la entidad contratante, dependiente del Ministerio de Salud, haya tenido la oportunidad de emitir un acta de conformidad o disconformidad.

El exviceministro negó su responsabilidad y sostuvo que la recepción le correspondía a las instancias del Ministerio de Salud.