Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 23 de febrero de 2024
  • Actualizado 00:40

Programa Fiscal Financiero 2021 plantea cuatro desafíos para reactivar la economía

“Los objetivos de política económica descritos y las metas acordadas con el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas están dirigidos a retomar el Modelo Económico Social Comunitario Productivo con el objetivo de reconstruir la economía boliviana”.
El Presidente del Estado Plurinacional, Luis Arce Catacora, Ministro de Economía y Finanzas Públicas, Marcelo Montenegro Gómez y Edwin Rojas Ulloa, Presidente del BCB a.i., en el acto de “Presentación del Programa Fiscal Financiero 2021”,en el hall de la Casa Grande del Pueblo, en La Paz, el 18/03/2021. Foto: José Luis Quintana/Min Presidencia.
El Presidente del Estado Plurinacional, Luis Arce Catacora, Ministro de Economía y Finanzas Públicas, Marcelo Montenegro Gómez y Edwin Rojas Ulloa, Presidente del BCB a.i., en el acto de “Presentación del Programa Fiscal Financiero 2021”,en el hall de la Casa Grande del Pueblo, en La Paz, el 18/03/2021. Foto: José Luis Quintana/Min Presidencia.
Programa Fiscal Financiero 2021 plantea cuatro desafíos para reactivar la economía

El Ministerio de Economía y Finanzas Públicas (MEFP) y el Banco Central de Bolivia (BCB) firmaron este jueves el Programa Fiscal Financiero 2021 con el objetivo de reactivar y estabilizar la economía nacional con políticas que retoman la soberanía proscrita durante el régimen de Jeanine Áñez.

“Hoy, marca el cambio de tendencia de la economía boliviana en esta gestión 2021 con todos estos elementos, tomando en cuenta que no vayamos a tener terceras o cuartas olas de una pandemia que pudiera generar problemas en el manejo económico; sin duda, estos índices van a alcanzarse y van a poder mostrar una economía que sale del fondo del abismo para una recuperación gradual hacia el camino del desarrollo, del progreso y eso debe repercutir en la mejor calidad de vida de los bolivianos y las bolivianas”, dijo el presidente del Estado Plurinacional de Bolivia, Luis Arce, en el acto de suscripción  

Los metas macroeconómicas

Las principales metas macroeconómicas del Programa Fiscal Financiero 2021 son: un crecimiento del PIB de alrededor del 4,4%, una inflación de fin de período en torno al 2,6% y un déficit fiscal de aproximadamente 9,7% del PIB, además de retomar las políticas redistributivas y de protección social implementadas por el Gobierno nacional a través de los bonos Juancito Pinto, Juana Azurduy, Renta Dignidad, entre otros.

Al respecto, el ministro de Economía y Finanzas Públicas, Marcelo Montenegro, indicó: “Estos elementos nos van a permitir generar un entorno de estabilidad macroeconómica de crecimiento económico y también de redistribución del ingreso. Son los elementos que queremos acordar con el Banco Central (de Bolivia) para dar certidumbre a los agentes económicos, mostrar que la economía está creciendo y que sí vamos a salir adelante”.

La crisis generada en la gestión de Áñez provocó una recesión económica de 11,1% hasta el segundo trimestre de 2020. A octubre de esa gestión, se registró una caída general de 9% del Índice de Cantidad de Consumo de Servicios Básicos (electricidad, agua potable y gas licuado de petróleo).

La inversión pública ejecutada se contrajo en 66%, de $us 3.272 millones en 2019 a $us 1.107 millones. La tasa de desempleo abierto urbano se duplicó, de 4,8% a 8,7% y la deuda interna del Tesoro General de la Nación pasó de $us 5.950 millones en octubre de 2019 a $us 9.457 millones.

Las medidas

El presidente del Banco Central de Bolivia (BCB), Edwin Rojas, recordó que en 2020 el régimen de Jeanine Áñez firmó el Programa Fiscal Financiero en dos ocasiones en las que asumió metas macroeconómicas inconsistentes que no tenían sintonía con la realidad del país, porque se priorizó la reducción del déficit fiscal en desmedro de la inversión pública, lo que provocó desempleo e incremento de la pobreza; además, grupos corporativos afines fueron beneficiados con la reducción de servicios públicos y liberalización de las exportaciones que puso en riesgo el abastecimiento del mercado interno.

“Con la firma del Programa Fiscal Financiero 2021 la política económica del Estado Plurinacional retoma su rol de promotor del desarrollo con el objetivo de fortalecer la industrialización, sustituir importaciones, impulsar la actividad económica y retribuir los ingresos en favor de la población más vulnerable”, dijo y resaltó que el programa es independiente a instituciones internacionales y está basado en los intereses nacionales. 

El BCB tiene, en el marco del Programa Fiscal Financiero 2021, políticas que garantizan la estabilidad de precios internos preservando el poder adquisitivo de la moneda nacional, apoyan la política económica del Gobierno destinada al fortalecimiento de la demanda y la generación de recursos para la reactivación de los sectores productivos.

Añadió que se preservará el tipo de cambio en el país y se reforzará el proceso de estabilización de la inflación. El Banco Central de Bolivia implementará medidas para mantener los niveles adecuados de liquidez en el sistema financiero y consolidar la “bolivianización” de la economía nacional para la estabilidad del sistema financiero para mitigar efectos externos.

“Los objetivos de política económica descritos y las metas acordadas con el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas están dirigidos a retomar el Modelo Económico Social Comunitario Productivo con el objetivo de reconstruir la economía boliviana”, aseguró.

El Programa Fiscal Financiero es un acuerdo que se firma entre el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas (MEFP) y el Banco Central de Bolivia (BCB) con el fin de garantizar y preservar la estabilidad macroeconómica de la economía nacional.

Mediante el programa, se establecen objetivos y metas de la política fiscal, monetaria y cambiaria para preservar la estabilidad macroeconómica, promover el crecimiento y desarrollo económico, una mejor redistribución del ingreso y la eliminación de la pobreza.