Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 03 de julio de 2020
  • Actualizado 09:57

Dos normas devuelven a la Policía la seguridad de los mandatarios y dan Bs 49 millones para Comunicación

Se autoriza la asignación presupuestaria para el pago de gastos comprometidos y no devengados de la gestión 2019 y recursos adicionales para el Ministerio de Salud. Según Página Siete, el Ejecutivo transfirió 506 millones de bolivianos, durante la cuarentena, a los ministerios de Gobierno y Defensa.

Un policía que forma parte de la seguridad de la Presidenta. ABI
Un policía que forma parte de la seguridad de la Presidenta. ABI
Dos normas devuelven a la Policía la seguridad de los mandatarios y dan Bs 49 millones para Comunicación

La presidenta Jeanine Áñez aprobó el jueves dos decretos supremos que están dirigidos a temas de seguridad y asignación de presupuesto. Pasan a segundo plano los temas relacionados con la pandemia por el coronavirus COVID-19.

Desde marzo hasta mayo, el Gobierno emitió 41 normativas de las cuáles 7 hacen referencia a la autorización de uso de recursos, de acuerdo con una revisión de la Gaceta Oficial de Bolivia de este medio.

En un trabajo similar, Página Siete, mostró que el Ejecutivo, en ese tiempo, aprobó la transferencia de más de 506 millones de bolivianos provenientes del Tesoro General de la Nación (TGN), principalmente para los ministerios de Defensa y de Gobierno y no se mencionan temas de salud. Se adquirieron uniformes, botas para militares, seguro de accidentes para la Policía, recursos para la administración de lucha contra el narcotráfico, dotación de víveres, entre otros. Se suma la asignación para la Unidad Ejecutora de Lucha Integral Contra el Narcotráfico (Uelicn).

GRUPO DE ÉLITE Entre tanto, a través del Decreto Supremo 4258, la presidenta del Estado, Jeanine Áñez, decidió crear un grupo de élite policial denominado Unidad de Seguridad de Dignatarios (USEDI), el que tendrá la misión de resguardar la seguridad de dignatarios de estado nacionales y extranjeros, y personas importantes en Misión Diplomática. Sus labores deberán ser reservadas y de estricta confidencialidad, incluso después de dejar la unidad.

El artículo 2 de la norma señala que la USEDI “tiene por finalidad prevenir intervenir, minimizar o neutralizar hechos que puedan causar daño a la vida, la integridad física, libertad o seguridad de los dignatarios de Estado nacionales o extranjeros y personas importantes en misión diplomática”.

Hasta el 2019, la seguridad de la primera autoridad del Estado Plurinacional de Bolivia estaba a cargo de los Fuerzas Armadas (FFAA).

También se establece que el grupo de élite, que es parte de la institución verde olivo, debe mantener un carácter confidencial y secreto de las operaciones, por lo tanto están prohibidos hacer revelaciones.

“Las y los servidores públicos policiales asignados a la USEDI, quedan prohibidos de revelar las mismas, salvo orden expresa de la autoridad competente, prohibición vigente incluso hasta después del cese oficial de sus funciones”, subraya el artículo 3 del Decreto Supremo.

La dirección y control será de un coronel del servicio activo de la Policía, “cargo que para efectos de la carrera policial será equivalente al de Director Nacional” y estará conformada por “servidoras y servidores públicos policiales seleccionados, especializados y entrenados en operaciones protectivas de Dignatarios de Estado”.

Su financiamiento, según la norma, será programado y cubierto al interior de los presupuestos institucionales de la Vicepresidencia del Estado Plurinacional y de los Ministerios de la Presidencia y Gobierno, “así como de los respectivos Ministerios que requieran protección para su Máxima Autoridad Ejecutiva”.

En suma, la USEDI protegerá al: Presidente (a) y Vicepresidente Estado Plurinacional de Bolivia; Representaciones Presidenciales; Dignatarios de Estado y personalidades que ingresen al territorio boliviano como parte de una misión diplomática, organismos internacionales y delegación oficial, cuyo nivel de la acreditación será determinado por el Ministerio de Relaciones Exteriores.

Cabe señalar que el Decreto da cuenta que el USEDI fue creado por una Resolución Administrativa N° 443/97, de 28 de noviembre de 1997, del Comando General de la Policía Nacional.

PAGOS Por otro lado, el Decreto Supremo 4259, aprobado el jueves por el Gobierno, señala que el Ministerio de la Presidencia recibirá más de 49 millones de bolivianos, procedentes del Tesoro General de la Nación (TGN), para el pago de “gastos comprometidos y no devengados de la gestión 2019 del exministerio de Comunicación”.

A su vez, autoriza que el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas realice la asignación presupuestaria adicional para el Ministerio de Salud con el fin de combatir la pandemia del coronavirus COVID-19.

OTRA DISPOSICIÓN En la normativa sobre la Policía se incluye en la disposición final primera la autorización al Ministerio de Economía, a través del TGN, “realizar la asignación de recursos adicionales a favor del Banco Unión S.A. destinados al pago de los gastos extraordinarios incurridos en la transferencia transparente de pago efectivo del Bono Familia, Canasta Familiar y Bono Universal”.