Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 27 de noviembre de 2021
  • Actualizado 22:50

Ministro Montaño manda a hacer auditorías a las empresas estatales BoA, ENTER y ABC

La tarde de este lunes, el exministro Iván Arias entregó el despacho a la nueva autoridad.

 

El ministro saliente Iván Arias entrega informes a la nueva autoridad Edgar Montaño. ABI
El ministro saliente Iván Arias entrega informes a la nueva autoridad Edgar Montaño. ABI
Ministro Montaño manda a hacer auditorías a las empresas estatales BoA, ENTER y ABC

El nuevo ministro de Obras Públicas, Edgar Montaño, anunció este lunes que se efectuarán auditorías a la aerolínea estatal Boliviana de Aviación (BoA), la telefónica ENTEL, a la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC) y a otras entidades para conocer su situación financiera.

"Vamos a hacer auditorías a la aerolínea BoA, la telefónica Entel y se hará una revisión de los contratos que se han paralizado en todo el país", afirmó Montaño, tras ser posesionado como ministro.

Antes de asumir el cargo, Montaño fue diputado del MAS por el departamento de Santa Cruz.

"Quiero saber por qué BoA es segundo, estamos desperdiciando mucho dinero. Quiero saber qué pasó con la fibra óptica de ENTEL, los beneficios no llegan a la ciudadanía".

El Ministro indicó que en los próximos días también se auditará a la ABC, porque se ha paralizado la construcción de varias carreteras y ese es un sector que genera movimiento económico.

Dijo que se verificará la situación en que dejó su antecesor, Iván Arias, esa cartera de Estado; anunció que en caso de hallar anomalías, se harán las denuncias correspondientes.

Por otra parte, Montaño indicó que se reanudarán las obras que estuvieron detenidas durante el gobierno transitorio, lo cual será una de las medidas para reactivar la economía del país.

Esta tarde, Arias entregó a Montaño el despacho y toda la información "de forma ordenada y respaldada".

En ese sentido, Montaño expresó su compromiso de trabajar para reconstruir la economía.

Arias se presentó para entregar su despacho, pero grupos de masistas lo abuchearon acusándolo de golpista.