Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 26 de enero de 2021
  • Actualizado 07:10

Medidas: aguinaldo abre debate; evalúan diferimiento e impuesto a grandes fortunas aplica desde 2021

El Gobierno quiere que las empresas cumplan con sus empleados hasta diciembre, aunque prevé negociación. Calculan que 150 personas son “ultrarricas” en Bolivia.

El presidente Luis Arce, en conferencia. ABI
El presidente Luis Arce, en conferencia. ABI
Medidas: aguinaldo abre debate; evalúan diferimiento e impuesto a grandes fortunas aplica desde 2021

En la dinámica de encarar acciones para combatir la crisis económica, el Gobierno amplió ayer su abanico de medidas. En este sentido, instó a que las empresas cumplan con sus empleados mediante el pago del aguinaldo de fin de año, aunque no descarta flexibilidades para “aliviar” al sector. Esto causó repercusiones por parte del microempresariado, que solicitó, mediante la Confederación de Micro y Pequeñas Empresas (Conamype), que la cancelación sea diferenciada y pueda abonarse hasta abril.

El ministro de Economía, Marcelo Montenegro, sostuvo que el pago debe efectuarse a fin de año, como lo exige la norma. De todos modos, existen chances de recurrir al consenso. “Habrá que ver tal vez algún mecanismo de alivio o algo así, pero la ley se tiene que cumplir”, sostuvo.

El miércoles, los empresarios propusieron hacer efectivo el pago de los salarios de diciembre en dos partes, para así abonar también el aguinaldo.

Por su parte, el rubro de los fabriles no concibe la alternativa de que el sueldo se traslade a abril, figura que es contemplada para que sea posible el abono del aguinaldo. El secretario ejecutivo de la Confederación de Fabriles, Vicente Pacosillo, mostró la negativa.

“No vamos a permitir que estén pidiendo pagar en abril el salario de diciembre de este año porque el trabajador siempre espera llevar algo más a la casa”, dijo, según ERBOL.

Otra de las preocupaciones expresadas por el Gobierno se concentra en el diferimiento bancario. Desde enero de 2021, los clientes tendrán que volver a cumplir con sus obligaciones crediticias. En ese sentido, Montenegro afirmó que analizarán su aplicación para evitar que los prestatarios paguen multas o intereses.

“Algunas han tenido propuestas interesantes de diferir las últimas cuotas. Otras han tenido otra forma de diferimiento y, por lo tanto, debemos evaluar. Hubo modalidades y algunas no han sido adecuadas. La forma en que uno difiere puede generar algún tipo de una mala aplicación del contrato o de los intereses”.

GRANDES FORTUNAS

Al menos 150 personas bolivianas cuentan con "grandes fortunas". Solo a este grupo se le aplicará el impuesto, que comenzará a funcionar desde 2021, según lo señalado por el Gobierno.  “Este es un impuesto a las grandes fortunas, no a la riqueza porque todos tenemos un nivel de riqueza”, informó la autoridad, en Unitel.

Los “ricos” que cuenten con más de 30 millones de bolivianos deberán abonar un monto determinado. Se prevé que la recaudación impositiva alcance los 100 millones.