Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 24 de mayo de 2024
  • Actualizado 13:42

Las lluvias causan aún desastres y hay zonas que sufren sequías

El Gobierno pidió a municipios que actualicen sus declaratorias de emergencia para activar trabajos de reconstrucción. Inundaciones y granizadas afectaron 9.000 hectáreas de cultivos.
(Foto referencial) Las intensas lluvias causaron el desborde de ríos en la ciudad de La Paz./ APG
Las intensas lluvias siguen causando el desborde de ríos en la ciudad de La Paz./ APG
Las lluvias causan aún desastres y hay zonas que sufren sequías

El viceministro de Desarrollo Agropecuario, Álvaro Mollinedo, informó este martes que tras las intensas lluvias en varias regiones del país, las inundaciones afectaron 4.223 hectáreas de cultivo, y las granizadas 4.818. Además, la sequía continúa perjudicando a algunas zonas de Santa Cruz, Tarija y Potosí.

Las lluvias afectaron miles de hectáreas de cultivos de siete departamentos: La Paz, Cochabamba, Oruro, Potosí, Chuquisaca, Santa Cruz y Pando.

Entre los alimentos que se dañaron están la papa, el maíz, frutas, cítricos y granos como la soya, pero según la autoridad la seguridad alimentaria en el país está garantizada.

Sin embargo, en algunos sectores de los departamentos de Santa Cruz, Tarija y Potosí hay afectación a los cultivos por falta de lluvias. La sequía estaría terminando con los sembradíos.

“Se está realizando el bombardeo de algunas nubes para precipitaciones pluviales en estos sectores”, añadió.

Mollinedo pidió que los Gobiernos municipales actualicen sus declaratorias de emergencia para que el Gobierno nacional pueda intervenir. “A los municipios, actualicen sus declaratorias de emergencia y desastre para poderlos atender”, sostuvo.

El viceministro Mollinedo recordó que por la sequía se dañaron 56 mil hectáreas.         

La autoridad indicó que todavía no se afectó de manera significativa la seguridad alimentaria, aunque espera una mejora en el clima.

ALERTA ROJA

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) extendió la alerta Roja en el departamento de La Paz por el aumento del caudal e inminentes desbordes en la cuenca del río La Paz que afectarán a al menos otros seis.

La máxima alerta está vigente en la cuenca alta y baja del río La Paz del 11 al 23 de marzo, reportó la Agencia Boliviana de Información.

El Senamhi pronostica “ascensos repentinos de nivel con inminentes desbordes en la cuenca del río La Paz” que afectará a los ríos La Paz, Irpavi, Choqueyapu, Orkojahuira, Achumani, Achocalla y sus afluentes secundarios.

Las zonas afectadas por los desbordes son Plan Autopista, Aruntaya, Umananta, Zona Sur, Irpavi, Achumani, Achocalla, Mallasa, Mecapaca, Palomar, Huayhuasi, Palca y comunidades cercanas.

La Alcaldía de La Paz declaró emergencia y alerta roja en este municipio, afectado por lluvias torrenciales que provocaron el desborde de ríos y riadas, dejando casas inundadas y derrumbadas, deslizamientos de plataformas, fallecidos y decenas de familias damnificadas.

Con la declaratoria de emergencia del municipio, se puso en marcha el plan de emergencia articulado por el Gobierno y en el que participan la Gobernación y el municipio, que dispondrá de 64 equipos de maquinaria pesada, 7.000 gaviones, 3.300 bolsas de cemento y más de 1.600 personas para trabajos de limpieza y prevención.

El plan representa una inversión de 43 millones de bolivianos. Los trabajos de limpieza y reconstrucción se iniciaron el pasado lunes.