Opinión Bolivia

  • Diario Digital | lunes, 24 de junio de 2024
  • Actualizado 22:41

Otorgan detención domiciliaria para Áñez por caso Sacaba, pero seguirá detenida por los otros procesos

Áñez ya cumple detención preventiva en los casos denominados “Golpe I”, “Golpe II”, Empresa Boliviana de Alimentos y Senkata.

La audiencia de este viernes fue virtual./ ERBOL
La audiencia de este viernes fue virtual./ ERBOL
Otorgan detención domiciliaria para Áñez por caso Sacaba, pero seguirá detenida por los otros procesos

El juez Lander Claros dispuso este viernes detención domiciliaria para Jeanine Áñez en el caso Sacaba, decisión que fue destacada por la defensa de la exmandataria al tratarse de la primera medida cautelar que recibe sin que implique una prisión.

Áñez ya cumple detención preventiva en los casos denominados “Golpe I”, “Golpe II”, Empresa Boliviana de Alimentos y Senkata.

En el caso Sacaba, la Fiscalía imputó a la expresidenta por genocidio y otros delitos, por lo cual pidió su detención preventiva, pero el juez decidió otorgarle una medida menos gravosa.

“En todos los demás procesos se le ha determinado una detención preventiva, pero esta es la primera vez, podría decirse histórica, en que básicamente con los argumentos que se han esgrimido por parte de la defensa como de la propia expresidenta, el juez ha determinado es la detención domiciliaria”, destacó el abogado Alaín De Canedo, que representa a Áñez.

Aclaró que la detención domiciliaria no se podrá hacer efectiva, toda vez que Áñez cuenta con la prisión preventiva en los otros casos.

Incluso, el abogado advirtió la posibilidad de que la detención domiciliaria sea revocada en apelación, pero de todas maneras consideró que es un significativo avance.

Resaltó que haya podido lograr este resultado en el juzgado de Sacaba y en “desventaja” porque eran dos abogados de Áñez contra toda la “artillería del Gobierno”, presente en la audiencia a través de varias entidades.

El otro abogado de Áñez, Luis Guillén, señaló que la parte acusadora no pudo comprobar el peligro de fuga y de obstaculización.

Guillén consideró, sin embargo, que la decisión del juez es un intento de “maquillar” las vulneraciones a los derechos de la exmandataria, pero sirve para desvirtuar que la detención de Áñez en los otros procesos.

De todas maneras, la defensa de Áñez sostiene que a la exmandataria le corresponde juicio de responsabilidades y que la justicia ordinaria