Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 22 de mayo de 2022
  • Actualizado 18:37

Interculturales insisten en cambio de ministros; Del Castillo aguarda

Una de las organizaciones sociales afines al MAS dijo que la fecha límite es el 22 de enero y que desde el 11 de febrero se debe comenzar el trabajo con un nuevo Gabinete ministerial.
Mujueres del sector de los Interculturales en conferencia de prensa. APG
Mujueres del sector de los Interculturales en conferencia de prensa. APG
Interculturales insisten en cambio de ministros; Del Castillo aguarda

Sigue la presión contra el presidente Luis Arce para el cambio de ministros este 22 de enero, Día del Estado Plurinacional, pese a la reunión con grupos afines al Movimiento Al Socialismo (MAS) en la que cerraron filas para apoyar al mandatario y dejaron en sus manos la decisión.

El Pacto de Unidad, conformado por cinco organizaciones sociales, se reunió el miércoles con Arce y el vicepresidente, David Choquehuanca, e hizo conocer sus demandas de cambios en el Gabinete. 

En la oportunidad, los dirigentes señalaron que no hay plazos para asumir esta medida, aunque esperan la “buena voluntad” del Jefe de Estado.

OPCIONES

La Confederación Sindical de Comunidades Interculturales Originarios de Bolivia (CSCIOB) manifestó ayer que el 22 de enero es la fecha “límite” para que Arce y Choquehuanca cambien o ratifiquen al gabinete para la gestión 2022.

Guilder Mendoza, dirigente del sector, explicó citado por Urgente.bo, que la decisión debe ser de ambos y no así únicamente del mandatario boliviano.

Aclaró que el 11 de febrero, se comenzará el trabajo con el nuevo equipo que acompañe al binomio.

“Hasta el 22 de enero se deben cambiar o ratificar a los ministros, estamos esperando. Las organizaciones sociales estamos acostumbrados a hacer esa evaluación y tomar decisiones desde el 22 de enero, y nosotros ya hemos hecho conocer la postura y a partir del 11 (de febrero) encaramos una nueva gestión”, manifestó.

Mendoza confirmó que hubo momentos tensos en el encuentro con las autoridades nacionales, pero le pareció “normal”, porque así se desarrollan los ampliados y congresos de las organizaciones sociales.

Sostuvo que en ningún momento se faltó el respeto, pero  dijo que sí algunos dirigentes levantaron la voz para hacer conocer su molestia contra los ministros que incluso les hacen una “persecución”.

Informó también que no solo se evalúa a los ministros, sino a los viceministros, directores y gerentes de empresas estratégicas.

OBSERVADOS

Uno de los más observados por las organizaciones es el ministro de Gobierno, Eduardo del Castillo, quien, según ERBOL, reconoció que cualquier persona puede cometer errores, pero está abierto a críticas.

“Podremos cometer errores, como todas las personas dentro del país, en cualquier rincón del mundo, no obstante, siempre vamos a estar abiertos para recibir cualquier crítica y mejorar nuestras acciones en beneficio del pueblo boliviano”, dijo.

Aclaró que su destitución es una atribución exclusiva del Presidente.

Los Interculturales, tras un ampliado en Tarija observaron a cinco ministros y determinaron “aplazar” al 99% del Gabinete. Se refirieron a Del Castillo; ministra de la Presidencia, María Nela Prada; de Justicia, Iván Lima; de Salud, Jeyson Auza; y de Medio Ambiente, Juan Santos.

Sumaron al viceministro de Coordinación Gubernamental con los Movimientos Sociales, Juan Villca, de quien piden su renuncia por “amenazas y hostigamiento”.

Entre tanto, el Pacto de Unidad, que acoge a los Interculturales, también cuestionó a Del Castillo “por ser un ministro pitita infiltrado de la derecha”.