Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 31 de octubre de 2020
  • Actualizado 18:51

Gobierno ratifica imposibilidad de pagar Bono Contra el Hambre y acusa al MAS de irresponsable

Sí habría la posibilidad de cancelar el Bono de Bs500 pero con otra fuente de financiamiento, según indicó el Viceministro de Inversión Pública y Financiamiento Externo, Gonzalo Quiroga.
 
Imagen referencial de billetes. Archivo
Imagen referencial de billetes. Archivo
Gobierno ratifica imposibilidad de pagar Bono Contra el Hambre y acusa al MAS de irresponsable

El Viceministro de Inversión Pública y Financiamiento Externo, Gonzalo Quiroga, ratificó este domingo la imposibilidad de pagar el Bono Contra el Hambre de Bs1.000 porque no hay créditos definidos para ese objetivo y acusó al MAS, y a su candidato Luis Arce Catacora, de lanzar promesas de manera irresponsable ante la población.

“Lamentablemente no es viable pagar”, afirmó Quiroga, a tiempo que explicar que el pasado 14 de agosto ambos organismos financieros indicaron al gobierno boliviano que “en ningún momento esas operaciones de crédito fueron contratadas para un bono y con esa cantidad”. Sí habría la posibilidad de cancelar el Bono de Bs500 pero con otra fuente de financiamiento, según indicó.

Explicó que el crédito Banco Mundial de 254 millones de dólares está destinado a recuperar los pagos realizados a los beneficiarios del Bono Familia, Canasta Familiar, Bono Universal;  y el crédito de 450 millones del BID - con lo que el MAS quiere hacer pagar el Bono - están destinados a paliar las diferenciales de la renta dignidad hasta fin de año, la Canasta Familiar y cubrir costos del consumo básico de electricidad de hasta 120 bolivianos.

Indicó que el Ejecutivo, siguiendo la norma ha publicado la Ley del Bono contra el Hambre, pero se encuentra dudoso de saber de dónde van a salir esos fondos porque todavía ni quiera fueron aprobados por la Asamblea. El senador Omar Aguilar del MAS anunció que hasta el miércoles podría ser aprobado el crédito del BID que sería suficiente para cancelar dicho.

Sin embargo, el viceministro explicó que en el supuesto caso que el Ejecutivo decida renegociar con los organismos financieros el uso de ese dinero, este trámite podría tardar hasta tres meses por delante porque necesitan ser consultado con sus respectivos directorios que lo pueden aprobar o rechazar.

Con esos antecedentes considera que la oferta del Bono de Bs1000 tiene un fin más político que social, porque los asambleístas del MAS actúan con visos electorales al mando del candidato de su partido, Luis Arce Catacora.

“No puede ser que la promesa de un candidato afecte a 11 millones de bolivianos. Sino tiene forma de hacerlo no lo prometa. Creemos que es una falta de responsabilidad, necesitamos que de alguna manera ahora, desde el punto de vista técnico no político ni electoral, sean capaces de decir con qué vamos a tener que pagar esto. Estamos a la espera de esa respuesta”, declaró al canal estatal.

Anunció que el gobierno presentará en los próximos días un recurso abstracto de inconstitucionalidad contra la Ley del Bono de Bs1000, y luego otra denuncia contra la presidenta del Senado Eva Copa por el supuesto delito de malversación de fondos, porque los firmantes de esa ley están obligando a utilizar dineros que no son para pagar ese bono y están paralizando la atención de otras necesidades para los que fueron contratados.