Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 25 de septiembre de 2020
  • Actualizado 02:41

Gobierno ofrece garantías a periodistas tras recibir críticas

Ministro de Defensa, Luis Fernando López.     APG
Ministro de Defensa, Luis Fernando López. APG
Gobierno ofrece garantías a periodistas tras recibir críticas
El Gobierno ofreció hoy garantías al trabajo de la prensa, tras recibir críticas en el país y de entes internacionales de defensa de la libertad de información por su reacción a una denuncia periodística sobre un caso de supuesta corrupción que las autoridades nacionales niegan.

El ministro de Defensa, Fernando López, se refirió al asunto en una rueda de prensa en La Paz para responder a denuncias del canal Gigavisión sobre una supuesta compra irregular de material antidisturbios para la Policía y las Fuerzas Armadas a través de una empresa intermediaria en Estados Unidos.

"Este Gobierno ratifica todas las consideraciones con los medios de comunicación y garantiza su labor en cualquiera de las esferas", sostuvo López.

La autoridad aseguró que "se garantiza absolutamente la libre expresión de todo el pueblo boliviano y el trabajo de ustedes", los periodistas, a quienes pidió no cometer "el error" que a su juicio hizo ese medio con su denuncia, que insistió que es falsa.

López remarcó que los trabajadores de la prensa "están en todo su derecho de hacer las investigaciones que requieran".

Las críticas al Ejecutivo surgieron tras una advertencia del Ministerio de Gobierno (Interior) de que no descansará hasta que el canal de televisión rectifique su denuncia que considera falsa.

Sobre el caso se pronunciaron la Misión en Bolivia de la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, la Defensoría del Pueblo de Bolivia, la relatoría especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la ONG Human Rights Watch (HRW).

La información periodística advierte de un supuesto sobreprecio por cerca de dos millones de dólares en una compra el pasado noviembre de material como gases lacrimógenos y pelotas de goma, a través de un intermediario en Estados Unidos en vez de directamente del representante de una empresa en Bolivia.

López mostró documentos para negar que hubo tal sobreprecio e indicó que la denuncia periodística incluyó una comunicación interna que aparentemente fue falsificada.

El Gobierno de Jeanine Áñez anuló el mes pasado varias normas que penalizaban informaciones contrarias a la cuarentena, que fueron muy criticadas dentro y fuera del país por gremios de prensa y organismos internacionales de derechos fundamentales, al considerar que atentaban contra la libertad de expresión y de información.