Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 09 de abril de 2020
  • Actualizado 16:59

Gobierno: No habrá elecciones en lugares sin policías ni militares

Una persona ejerce su derecho al voto en las elecciones anuladas del 20 de octubre. DICO SOLÍS
Una persona ejerce su derecho al voto en las elecciones anuladas del 20 de octubre. DICO SOLÍS
Gobierno: No habrá elecciones en lugares sin policías ni militares

El ministro de Gobierno, Arturo Murillo, advirtió ayer que no habrá elecciones en regiones donde se registren hechos de violencia y en los que no exista control de la Policía y de las Fuerzas Armadas.

"En el lugar en el que alguien se ponga chúcaro, bueno, en ese lugar no va a haber elecciones (...). Ojo, si no hay el control policial y militar que tiene que haber   en absolutamente todos los rincones del país para las elecciones, repito policial y militar. Hemos hecho un matrimonio para las elecciones para cuidar el voto de la gente, estamos en problemas", informó a los periodistas.

Explicó que esa determinación tiene que ver con las garantías que debe darse al proceso electoral pautado para el 3 de mayo.

"La OEA, la Unión Europea, el Tribunal Supremo Electoral nos han pedido que en todo el país tiene que tener control policial y militar para que no haya ningún sobresalto y el voto vaya resguardado y no se pierda en el camino", agregó a la agencia ABI.

Aclaró, asimismo, que la Policía está trabajando en el Trópico de Cochabamba y prueba de ello son los operativos antidroga que se realizan en esa región.

"Hace días hemos decomisado más de 35 toneladas de precursores en Ivirgarzama, en el corazón del Chapare, y eso es una demostración de que la Policía está en ese lugar".

Explicó, sin embargo, que el problema en los municipios de esa región tiene que ver con las Estaciones Policiales (EPI) destruidas durante los conflictos político-sociales registrados tras descubrirse un fraude en los comicios nacionales del 20 de octubre pasado, que derivaron en la renuncia y salida del país del expresidente Evo Morales.

"Ahora las EPI de los policías las han quemado. No voy a llevar a los policías a dormir en el piso, sin condiciones. Los alcaldes deben hacer su trabajo y garantizar las condiciones", enfatizó la autoridad.