Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 09 de mayo de 2021
  • Actualizado 13:41

De Camacho a Manfred, opositores piden dejar revancha de lado y que se imponga la "bandera de paz"

Archivar los colores y trabajar de forma conjunta, eludiendo las diferencias políticas, han sido las invitaciones de gobernadores como el excívico cruceño y Damián Condori, máxima autoridad de Chuquisaca. 
Manfred Reyes Villa (i), alcalde de Cochabamba, y Luis Fernando Camacho, gobernador cruceño.
Manfred Reyes Villa (i), alcalde de Cochabamba, y Luis Fernando Camacho, gobernador cruceño.
De Camacho a Manfred, opositores piden dejar revancha de lado y que se imponga la "bandera de paz"

Algunos apelaron a los rituales andinos, otros se enmarcaron exclusivamente en los actos protocolares y unos pocos incluso se aventuraron a protagonizar caravanas con autos eléctricos para realzar la jornada. Más allá de los mecanismos y ceremonias adoptados en lo que fue el 3 de mayo esperado debido a la seguidilla de posesiones de gobernadores, alcaldes y concejales en todo el país, el factor en común en el discurso de las nuevas autoridades ha sido uno en particular: establecer una suerte de pacto de reconciliación y abandonar el revanchismo político.

Desde Manfred Reyes Villa, alcalde de Cochabamba, hasta el gobernador de Santa Cruz, el excívico Luis Fernando Camacho, se enmarcaron en esa línea discursiva, que apeló a la idea de optar por la "paz" entre los frentes y partidos que responden al oficialismo y la oposición.

No demoraron mucho en exhibir la propuesta. El líder de Súmate, Reyes Villa, desde su céntrico palco armado en la Llajta, llamó al Gobierno de Luis Arce y a la gobernación valluna de Humberto Sánchez, del Movimiento Al Socialismo (MAS), a "trabajar de la mano".

Ya lo venía haciendo incluso durante la etapa de campaña. Si bien es cierto que en su pronunciamiento como autoridad municipal (es la quinta gestión que lleva adelante en su carrera política) recordó que el Gobierno no le contestó aún sobre la compra directa de vacunas, también es verdad que Manfred matizó sus frases expresando lo siguiente: "Tengo la esperanza de que nuestro Gobierno, ahora que somos posesionados, trabajará en nuestra iniciativa y permitirá la viabilidad para adquirir directamente de las empresas todo lo que sea necesario a precios justos y razonables".

Camacho, posesionado en la Asamblea Legislativa Departamental de Santa Cruz entre una muchedumbre que coreó su nombre, también convocó al acercamiento, aunque su discurso tuvo un tinte de "presión". "Yo le ofrezco, como Gobernador, que trabajemos juntos para superar estos problemas y así poder ayudar a salvar vidas de los bolivianos".

Damián Condori, actual gobernador de Chuquisaca y vencedor de los comicios subregionales del 7 de marzo con Chuquisaca Para Todos (CPT), se movió por la misma línea. Habló de cero revanchismo y de enterrar los cálculos políticos. "No entro a la Gobernación con aires de revancha o persecución, pero sí me comprometo a corregir estos hechos, a trabajar con honestidad pensando en las prioridades y defendiendo los intereses regionales, por encima de cualquier cálculo político", dijo.

Jhonny fernández (Unidad Cívica Solidaridad), alcalde de Santa Cruz, anunció que procurará labores consensuadas con Arce, pues el objetivo es conquistas beneficios para la población del oriente. Por ello, manifestó, según El Deber, que está listo para considerar las propuestas de la oposición.