Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 28 de junio de 2022
  • Actualizado 00:17

Frío arrecia y 3.000 médicos van a escuelas para proteger del COVID

El Senamhi prevé temperaturas más bajas desde finales de junio. Cinco regiones ya están bajo cero y El Alto rompió el histórico con -10 grados. Salud busca controlar la quinta ola.
Una estudiante recibe la vacuna en su establecimiento educativo, en La Paz. APG
Una estudiante recibe la vacuna en su establecimiento educativo, en La Paz. APG
Frío arrecia y 3.000 médicos van a escuelas para proteger del COVID

El frío se hace sentir en el país, en medio de la quinta ola de la pandemia de COVID-19 que esta semana incrementó en un 33% los contagios, por lo que desde el Gobierno intensifican las medidas para proteger a la población.

Desde el Ministerio de Salud informaron del desplazamiento de 3.000 médicos a las diferentes unidades educativas.

El Servicio Nacional de Meteorología e Hidrología (Senamhi) señaló que climatológicamente aún se espera temperaturas más bajas durante las dos últimas semanas de este mes de junio y principios de julio.

La pronosticadora Ana Mendoza señaló que estamos a pocos días del inicio astronómico del Invierno, pero las temperaturas frías ya se han ido registrando en todo lo que sería el altiplano boliviano, como también los valles de los departamentos de Chuquisaca, Tarija, Cochabamba e inclusive en los valles del departamento de Santa Cruz. 

“Se han ido registrando temperaturas bajo cero y heladas en la región del altiplano boliviano. Es bueno esto para la producción del chuño y vamos a continuar registrando temperaturas bajas”, señaló.

Como ejemplo, mencionó que en Uyuni ayer se registró temperatura más baja del mes de 20.7 grados bajo cero, cerca del mínimo histórico de 22 grados bajo cero que hubo en 1946.

Agregó que para el viernes se prevé la posibilidad de nevada en sectores por encima de 4 mil metros de altura. 

La meteoróloga Marisol Portugal detalló que, en cinco regiones como son los valles de Tarija, Chuquisaca, Santa Cruz, Cochabamba registraron temperaturas bajo cero, es decir, heladas, que oscilaron entre los 0.3 y 8 grados bajo cero. En la ciudad de La Paz, dijo, las temperaturas oscilan entre 0 y -11. 

En El Alto se rompió el histórico y se alcanzó los -10 grados. El 23 de mayo llegó a -9.2 grados.

CONTAGIOS

Entre tanto, tras el último reporte epidemiológico que muestra un incremento del 33% de contagios, se anunció el despliegue de brigadas médicas en las unidades educativas para proteger a los escolares del virus de COVID-19 desde el lunes 13 de junio.

En la semana epidemiológica 23, se notificaron 2.138 casos en todo el país, además que, luego de 11 semanas, vuelve a superar la barrera de los 2.000.

El reporte epidemiológico señala que en 5 departamentos hubo un incremento de casos: Santa Cruz, 1.067; Cochabamba, 441; Chuquisaca, 256; La Paz, 275; y Beni, 7. Sin embargo, tres regiones registraron una reducción de nuevos casos: Pando, 4; Potosí, 9; y Oruro, 9 nuevos casos esta semana.

El ministro de Salud, Jeyson Auza, informó junto al titular de Educación, Edgar Pary, que se desplegará brigadas móviles de profesionales en salud.

“No podemos permitir que sean los centros educativos los principales focos de expansión de la quinta ola epidemiológica, por eso hoy estamos con este ejército de batas blancas que en coordinación con nuestro Ministerio de Educación estamos desplegando brigadas médicas a las escuelas de todo el país para hacer vigilancia epidemiológica, informar acerca de la importancia de la vacunación y llevar las vacunas a nuestra niñez y juventud”, afirmó.

En total, se prevé que se puedan movilizar unos 3.000 profesionales en salud quienes buscarán contener posibles nuevos contagios del coronavirus. Son parte de los programas Safci-Mi Salud, Bono Juana Azurduy, Telesalud y Discapacidad.

Auza dijo también que, de la misma forma, se equiparon a los diferentes centros de salud del país, con concentradores de oxígeno y equipos de oxigenoterapia de alto flujo.

El ministro de Educación, Edgar Pary, informó que gracias a la coordinación con el Ministerio de Salud se pudo elaborar protocolos de bioseguridad para que en cada unidad educativa se puedan evitar contagios y actuar ante sospechosos.