Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 21 de octubre de 2020
  • Actualizado 01:03

FMI proyecta una contracción económica de 2.9% en Bolivia, la peor después de 90 años

El organismo internacional señala que el confinamiento provocará una recesión tan crítica que no se tenía desde la gran depresión, registrada en 1929.
Tres personas utilizan diferentes tipos de barbijos en un mercado. (Nicole Vargas)
Tres personas utilizan diferentes tipos de barbijos en un mercado. (Nicole Vargas)
FMI proyecta una contracción económica de 2.9% en Bolivia, la peor después de 90 años

Después de 90 años, la economía en Bolivia tendrá una caída de 2.9% según el Fondo Monetario Internacional (FMI), debido a la crisis sanitaria mundial por el COVID-19 y el desmoronamiento de los precios de las matarias primas. La entidad internacional pronostica que esta situación afectará a América Latina con una decreción de -5.2%.

También prevé que entre los países más golpeados estarán Argentina con -5.7% y Brasil con -5.3%, principales mercados del gas boliviano. "La magnitud y la rapidez de la paralización de la actividad ha sido algo que nunca hemos experimentado en nuestras vidas (...) Muchos países ahora se enfrentan a crisis múltiples: una crisis sanitaria, otra financiera y un derrumbe de los precios de las materias primas, que interactúan entre ellas (..). Así, el gran confinamiento se convierte en la peor recesión desde la Gran Depresión (1929), dejando muy atrás a la crisis financiera mundial (de 2008)", dijo la economista jefe del FMI, Gita Gopinath, en una conferencia en Washington, Estados Unidos.

En el caso de Bolivia, el organismo internacional, en su reciente informe sobre las Perspectivas de la Economía Mundial (WEO), que se presentó ayer, señala que el COVID-19 ocasionará un segundo golpe consecutivo en la estabilidad económica, luego del panorama convulsionado que vivió en 2019 por los conflictos sociales tras las elecciones presidenciales del 20 de octubre, lo que se calcula en una contracción del 2.9% en su Producto Interno Bruto (PIB), según el portal Página Siete.

Sin embargo, el FMI proyecta también una recuperación similar (2.9%) para el 2021, pero dependerá que la pandemia COVID-19 se extinga en los próximos meses y el crecimiento económico sea gradual. Para el próximo año prevé una mejora del 3.4% en la economía en América Latina.

"Es necesario que las políticas económicas tienen que amortiguar el impacto que tendrá la actividad en las personas, las empresas y el sistema financiero. Se debe garantizar que la recuperación económica pueda empezar rápidamente una vez que se disipe la pandemia", señaló a nivel general el organismo internacional. Estas medidas ayudarán a preservar las relaciones económicas durante la paralización y son esenciales para permitir que la actividad se normalice gradualmente en el país y en la región sudamericana.

El pasado fin de semana, el Banco Mundial pronosticó que la economía boliviana se contraerá en 3.4%, debido a los shocks de oferta y demanda, ocasionados por el coronavirus. La tasa que se calculó es la peor en los últimos 34 años de la expansión del país. Asimismo, en enero de este año esta misma entidad financiera internacional proyectó que el Producto Interno Bruto (PIB) de Bolivia se expandiría para este año en 3%, y señaló que cerró en 2019 con un crecimiento de 2.2%. Antes de la pandemia en el país las proyecciones eran de crecimiento, pero ahora la situación tomó una ruta contraria.

Entrando en la página solicitada Saltar publicidad