Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 18 de mayo de 2024
  • Actualizado 07:52

Exministro de Áñez y exdirectivos de YPFB, a Chonchocoro y a El Abra por 8 años

El juzgado de Ivirgarzama emitió el fallo y los encontró culpables de incumplimiento de deberes y conducta antieconómica.

undefined
El exministro de Hidrocarburos Víctor Hugo Zamora y el expresidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) Herland Soliz, con Jeanine Áñez. ARCHIVO ATB
Exministro de Áñez y exdirectivos de YPFB, a Chonchocoro y a El Abra por 8 años

Un exministro de Jeanine Áñez y un exejecutivo de su gobierno transitorio fueron condenados a cumplir la pena de ocho años en Chonchocoro. Además de ellos, otros cuatro fueron sentenciados.

Se trata del exministro de Hidrocarburos Víctor Hugo Zamora y el expresidente de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) Herland Soliz. Ambos han sido sentenciados por la paralización de la Planta de Amoniaco y Urea.

El juzgado de Ivirgarzama emitió el fallo y los encontró culpables de incumplimiento de deberes y conducta antieconómica.

La Justicia entiende que tanto Zamora como Soliz fueron responsables de la paralización de la planta careciendo de fundamento técnico.

Oscar Boutier Hurtado, Jorge Blancourt Calvo y Carlos Vilar Gutiérrez también fueron condenados a la misma pena (8 años), aunque deberán cumplir el período de encierro en El Abra, Cochabamba.

Ivert Oliva Soria, por su lado, fue condenado a cinco años y cuatro meses. En su caso, la Justicia definió que sea beneficiado con detención domiciliaria.

“Durante la audiencia que se desarrolló hoy, el Ministerio Público presentó pruebas suficientes en contra de los acusados, entre ellos, la pericia en auditoria forense, así como pruebas testificales, entre otras, que generaron convicción en la autoridad judicial que determinó la sentencia condenatoria en contra de los autores del delito”, expresó la fiscal departamental de Cochabamba, Nuria Gonzales. 

Según el fiscal Emeterio Ortega, hubo una "determinación arbitraria, sin la debida justificación técnica y legal, que no solo ocasionó la falta de producción, comercialización y abastecimiento del producto y el deterioro de los equipos; además existían contratos de comercialización de urea vigentes, así como requerimientos y ofertas de suscripción de contratos para la compra de urea, tanto para el mercado interno y el mercado externo, generándose un daño económico millonario para el Estado de 272.64 millones de bolivianos".

 Visítanos en nuestro Canal de WhatsApp