Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 26 de septiembre de 2021
  • Actualizado 12:20

Diputado Arce ve a Mesa "asustado" y le dice "voceros de Áñez" a representantes de la Iglesia

"Hemos escuchado la conferencia del señor Carlos Mesa, que más se asemeja al cuento del tío e intenta lavarse las manos como Poncio Pilatos", cuestionó.
El diputado por el MAS Héctor Arce. ALEJANDRO ORELLANA
El diputado por el MAS Héctor Arce. ALEJANDRO ORELLANA
Diputado Arce ve a Mesa "asustado" y le dice "voceros de Áñez" a representantes de la Iglesia

El diputado Héctor Arce (Movimiento Al Socialismo) afirmó este miércoles que Carlos Mesa está "asustado, nervioso y acorralado" por el denominado "caso golpe", luego de conocer su respuesta a la convocatoria del Ministerio Público para que declare en calidad de testigo.

“Vemos que Carlos Mesa está asustado, está nervioso y acorralado por el golpe de Estado, pero además vemos en Mesa la frase que se dice ‘el que calla otorga’, sobre el hecho de no ir a declarar y prestar toda la información en relación a su participación activa en todo este hecho sanguinario y violento que instauró un régimen de terror brutal contra el pueblo boliviano”, manifestó.

Mesa, en horas de la mañana, dijo que “Morales, el Gobierno y el MAS pretenden que agache la cabeza y dé explicaciones. No haré ni lo uno ni lo otro”.

En este sentido, Arce mencionó que con esa declaración Mesa intenta "lavarse las manos" y rehuir a su responsabilidad de haber sido parte de las negociaciones para que se consolide el presunto "golpe".

“Hemos escuchado la conferencia del señor Carlos Mesa, que más se asemeja al cuento del tío, que intenta lavarse las manos como Poncio Pilatos, que intenta en sus frases, en su discurso, rehuir a esa responsabilidad que tuvo como actor político para la planificación y el diseño de un conjunto de estrategias para derrocar a un gobierno legal y democráticamente elegido y para sostener a un gobierno golpista junto a los actores cívicos, pero también representantes de la iglesia”, enfatizó.

Respecto al documento presentado por la jerarquía eclesial a través de la Conferencia Episcopal Boliviana sobre los hechos de noviembre de 2019, el legislador afirmó que los representantes de la Iglesia Católica también pretenden deslindarse de su responsabilidad.

“Vemos que este informe de la Iglesia es un cuento de hadas, que trata de justificar también su rol, su participación en este hecho violento que vivió el país. Este informe o comunicado expresa la parcialización con la derecha".

Arce dijo, además, que "los jerarcas de la Iglesia católica se convirtieron en los voceros oficiales de Jeanine Áñez, en los representantes de Arturo Murillo y los defensores de la impunidad y de la corrupción".

“Yo creo mucho en Dios, creo en un ser supremo, pero no en estos falsos profetas que han instrumentalizado la fe, que han utilizado la Biblia, la cruz, el nombre de Dios para pervertir la democracia y la política, en eso no creemos”, enfatizó el legislador.