Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 27 de octubre de 2020
  • Actualizado 17:50

Clausura del año escolar genera rechazo de la ALP y la Iglesia

La medida que asumió el Gobierno transitorio provoca que los diferentes sectores del país se pronuncien manifestando la inconstitucionalidad de la medida y los posibles perjuicios que provocará en los niños y jóvenes.

Eva Copa, presidenta de la Asamblea Legislativa Plurinacional. APG
Eva Copa, presidenta de la Asamblea Legislativa Plurinacional. APG
Clausura del año escolar genera rechazo de la ALP y la Iglesia

La presidenta de la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP), Eva Copa, afirmó que la decisión del Gobierno de clausurar el año escolar viola la Constitución Política del Estado y anunció que el tema es analizado por la Comisión Mixta de Educación y Salud. En esa misma línea, las entidades educativas de la Iglesia católica pidieron al Gobierno "hacer los mejores esfuerzos para que la educación no se detenga”.

El Gobierno tomo esa decisión de clausurar el año en todas las unidades educativas públicas, privadas y de convenio, ante la imposibilidad de continuar en la modalidad de educación virtual debido a las dificultades de acceso al internet en el área rural y el posible incremento de casos positivos por la COVID-19.

Sin embargo, Copa aseguró que la Comisión Mixta de Educación y Salud “está trabajando para ver qué decisión tomará la respecto”.  La autoridad considera que la educación debe continuar de forma libre y gratuita. “No podemos prohibir a nuestros niños y jóvenes de que se acabe el año escolar de esta manera”, sostuvo la Presidenta de la ALP, según el portal Oxigeno.bo.

La autoridad también manifestó su molestia por las declaraciones del viceministro de Coordinación y Gestión Gubernamental, Israel Alanoca, quien sostuvo que “si los padres de familia no están conformes con la determinación del Gobierno pueden inscribir a sus hijos en el mismo curso el próximo año”.

Prevé que la clausura del año escolar dejará a sin ingresos económicos a varios maestros de los colegios privados. “Parece que toman decisiones muy desatinadas, improvisadas y no sienten lo que la población siente”, dijo.

Por su parte, para la Iglesia Católica lamentó la decisión de clausurar el año escolar tras varias reuniones sin éxito entre el Ministerio de Educación, el magisterio y los padres de familia, que no pensaron en el bienestar de los estudiantes y “se han arrimado en consignas políticas sin comprender el sentido propio de la educación”.

“Educar es dar vida, es un acto de amor que nunca termina, es sacar lo mejor de cada quien, es dar forma a sueños, es hacer visible lo invisible y maravilloso que existe en cada ser humano”, manifiesta el comunicado de las entidades del clero.

Las entidades educativas de la Iglesia católica realizan varios pedidos al Gobierno como "hacer los mejores esfuerzos para que la educación no se detenga en el país”.

El pedido también se extiende a los dirigentes del magisterio y padres de familia buscar un consenso y buscar soluciones para reanudar las actividades educativas que dejará “secuelas” en el aprendizaje de los niños posteriormente.

Los profesores no quedan al margen de sus recomendaciones, a quienes pide mantenerse firmes al lado de los estudiantes en estos tiempos difíciles, “con las mejores virtudes que tienen”.

En esta misma línea, diferentes sectores del país hicieron conocer su rechazo y aprobación por la medida, pero la crisis económica que viven los bolivianos debido al coronavirus, deja un legado de incógnitas sin explicación en la población.