Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 25 de octubre de 2020
  • Actualizado 11:51

Chuquisaca “conmina” al Gobierno a equipar hospitales hasta el viernes

La Sala Constitucional Segunda del Tribunal Departamental de Justicia de Sucre dio al Gobierno como último plazo hasta este 31 de julio para equipar los hospitales para la atención de pacientes con coronavirus. En su momento los médicos del eje también hicieron sus pedidos al Ejecutivo.

 

En médico atiende a un paciente en terapia intensiva. ARCHIVO OPINIÓN
En médico atiende a un paciente en terapia intensiva. ARCHIVO OPINIÓN
Chuquisaca “conmina” al Gobierno a equipar hospitales hasta el viernes

Ante el colapso de los diferentes hospitales y clínicas de Chuquisaca, debido al creciente número de casos positivos por coronavirus COVID-19, una acción popular de la capital del país logró un fallo favorable de la Sala Constitucional Segunda del Tribunal Departamental de Justicia que conminó al Ejecutivo a dotar de equipos a los nosocomios COVID-19 hasta este viernes 30 de julio, según el portal digital ERBOL.

La abogada Juana Maturano que patrocinó una acción en junio dijo que se otorgó un primer plazo al Gobierno nacional. Ante el incumplimiento, se hizo el reclamo a la justicia en virtud de que el derecho a la salud de las personas está siendo perjudicado. Hace dos días, el Tribunal comunicó que otorgó un nuevo plazo fatal.

En la capital, los hospitales no tienen espacio para atender a nuevos enfermos de COVID-19 y tienen cadáveres acumulados.

Ante ese panorama el Gobierno estaba obligado a entregar al menos 25 camas de terapia intensiva completas, 119 camas de internación, 295 ítems de recursos humanos e insumos de bioseguridad que no fueron efectivizados en su totalidad.

En caso de incumplimiento, sin perjuicio de la responsabilidad penal, la Sala Constitucional podrá disponer el uso de la fuerza pública o la imposición de multas a efectos de hacer cumplir su determinación, en beneficio de la salud pública de ese región.

UNA CRISIS El panorama no es diferentes en el resto de los departamentos del país que, en varios casos, se ven limitados a recibir a pacientes con síntomas o confirmados de coronavirus porque no cuentan con los espacios necesarios ni los equipos correspondientes.

En los últimos días se hace más frecuente ver que varias personas están falleciendo en sus domicilios, en las puertas de los hospitales e incluso en la calle porque la capacidad de los nosocomios fue superada y los casos positivos van incrementando cada día que pasa.

La situación se complica aún más debido a que los médicos del país registran el mayor porcentaje de fallecidos entre los contagiados por la pandemia. Aspecto que también provoca que el personal (enfermeras y médicos) en los hospitales no abastezca las necesidades de los pacientes.