Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 18 de enero de 2022
  • Actualizado 15:08

Las autoridades de Santa Cruz declaran emergencia departamental y alerta roja por lluvias

El Servicio Nacional de Metereología e Hidrología (Senamhi) emitió este miércoles una alerta naranja hidrológica para La Paz, la región amazónica de Beni y Santa Cruz debido al ascenso de nivel "con posibles desbordes" de algunas cuencas.
El gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, en su ingreso a la Fiscalía.  APG
El gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho, en su ingreso a la Fiscalía. APG
Las autoridades de Santa Cruz declaran emergencia departamental y alerta roja por lluvias

La región de Santa Cruz declaró este miércoles "emergencia departamental" por las intensas lluvias que se registraron desde diciembre pasado y que provocaron desbordamientos de ríos e inundaciones en ese departamento, que también es el más golpeado por la covid-19.

El secretario de Seguridad Ciudadana de la Gobernación cruceña, Jhonny Rojas, informó a los medios que el gobernador de esa región, Luis Fernando Camacho, declaró "emergencia departamental" y "alerta roja" debido a las variaciones climáticas que están causando desbordes, riadas e inundaciones.

Rojas explicó que el Centro de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) recibió las declaratorias de "desastre" de al menos cinco municipios como Pailón, San Pedro, Cabezas, Postrervalle y Colpa Bélgica, lo que derivó en la declaratoria de emergencia.

Para el funcionario, la declaración de emergencia "es muy oportuna" y permitirá "seguir atendiendo las emergencias que se vayan presentando".

El secretario explicó que preliminarmente son 68 comunidades afectadas, unas 2.044 familias y cinco municipios declarados en desastre y hay otros dos que alistan sus declaratorias.

El COED apoyará todas las tareas necesarias de los municipios tanto con equipos como con personal para atender las emergencias.

El Servicio Nacional de Metereología e Hidrología (Senamhi) emitió este miércoles una alerta naranja hidrológica para La Paz, la región amazónica de Beni y Santa Cruz debido al ascenso de nivel "con posibles desbordes" de algunas cuencas.

En el caso de Santa Cruz se emitió la alerta para los ríos Grande, San Julián, San Martín, Iténez y Paraguá, y el embalse Sapocó.

Esta alerta está emitida para los días 6, 7 y 8 de enero, según el reporte del Senamhi.

La pasada semana se intensificaron los operativos de rescate de las familias damnificadas por las lluvias e inundaciones, sobre todo en el oriente boliviano.

Según las autoridades nacionales, se llegó a rescatar en helicópteros a unas 79 personas damnificadas por las lluvias.

La época de lluvias en el país suele iniciarse en noviembre y normalmente se extiende hasta marzo, con mayor intensidad en enero y febrero.

Además de esta situación, Santa Cruz está siendo azotada por la covid-19 con una alta tasa de casos nuevos que llegaron a superar los 6.000 diarios, el colapso de sus hospitales debido a la afluencia de gente y los contagios del personal sanitario. EFE