Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 07 de diciembre de 2021
  • Actualizado 10:23

Arce vuelve “sano” y prepara la abrogación de decretos de Áñez

Los médicos le recomendaron llevar una vida sana y practicar deporte tras superar el cáncer. Primero, quiere reencauzar su gestión y dejar sin efecto norma de semillas transgénicas.
El presidente Luis Arce y el vicepresidente David Choquehuanca en la transmisión de mando. APG
El presidente Luis Arce y el vicepresidente David Choquehuanca en la transmisión de mando. APG
Arce vuelve “sano” y prepara la abrogación de decretos de Áñez

El presidente Luis Arce retornó al país luego de su control médico en Brasil y desde el Gobierno aseguraron que logró superar el cáncer de riñón que le afectaba desde 2017.

Para hoy tiene previsto participar de la reunión del gabinete en la que buscará reencauzar su gestión y dejar sin efecto el decreto supremo para los transgénicos, aprobado por la expresidenta Jeanine Áñez.

Arce se ausentó del país desde el domingo, en un vuelo comercial, entregando el bastón de mando al vicepresidente David Choquehuanca, quien lo recibió ayer en la tarde en el aeropuerto de El Alto junto a otras autoridades y organizaciones sociales.

La ministra de la Presidencia, María Nela Prada, reiteró que el Presidente, luego de sus exámenes médicos, se encuentra muy bien y sano; y tiene “todas las fuerzas” para seguir en la reconstrucción de Bolivia.

Dijo también que los médicos le recomendaron al Presidente llevar una vida sana y practicar deporte, además de realizar controles anuales de rutina.

“Mayor tratamiento de medicación no tiene, él venció la enfermedad. Son controles que se realizan con un carácter de prevención”, aseguró.

Prada reiteró en esta jornada que el presidente trató su enfermedad en Brasil porque "aquí lamentablemente no le daban esperanzas de vida" y es en el país vecino donde debe continuar con los controles correspondientes.

NORMAS

Arce retomará la reunión semanal, en la que dará paso a una nueva normativa tras la abrogación del decreto de semillas transgénicas, emitido durante el gobierno transitorio de Jeanine Áñez, confirmó la titular del ministerio de Gobierno.

 “No se puede hacer una liberación del uso de semillas transgénicas, menos aún en alimentos de los cuales nuestras semillas son fuentes de origen y diversidad como es la semilla del maíz”, afirmó.  

El decreto de Áñez, del 7 de mayo, tiene el objetivo de  establecer mecanismos abreviados para la evaluación de maíz, caña de azúcar, algodón, trigo y soya transgénicas para el consumo y comercialización.

La ministra Prada explicó que este decreto forma parte de varias normativas que se revisan para proceder a su abrogación.  

“El presidente ordenó hacer una revisión de todas las normativas que se emitieron durante el gobierno de facto y en este momento estamos en ese proceso para plantear la abrogación de varias de esas medidas que van en contra ruta con nuestras políticas”, indicó. 

Así también recordó, que el presidente fue muy claro durante la campaña sobre los transgénicos  y la forma en que “atentaban no solo contra la salud pública sino contra la seguridad con soberanía alimentaria que son dos principios básicos en nuestra política de desarrollo productivo”.

La Constitución Política del Estado, prohíbe la importación y producción de alimentos genéticamente modificados en su artículo 255.