Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 18 de mayo de 2024
  • Actualizado 16:06

Arce sobrevuela zonas inundadas y le dice a Santa Cruz que no está "sola"

El Presidente recorrió de forma aérea las áreas más dañadas del oriente tras las intensas lluvias. Cochabamba también ha dado noticia, hoy martes, tras una precipitación torrencial.
El presidente Luis Arce observa las zonas dañadas por la lluvia en Santa Cruz. FACEBOOK LUCHO ARCE
El presidente Luis Arce observa las zonas dañadas por la lluvia en Santa Cruz. FACEBOOK LUCHO ARCE
Arce sobrevuela zonas inundadas y le dice a Santa Cruz que no está "sola"

El presidente Luis Arce sobrevoló, este martes, las zonas golpeadas por las lluvias y consecuentes inundaciones en el departamento de Santa Cruz.

“¡Santa Cruz no está sola! Sobrevolamos los municipios cruceños afectados por inundaciones y llevamos ayuda humanitaria a las zonas afectadas. Extremamos todos los esfuerzos para agilizar acciones concretas en favor de las familias damnificadas”, informó el Jefe de Estado a través de su cuenta de Twitter.

Según se conoce, el Presidente también comandará la entrega de ayuda a las familias damnificadas, sobre todo en los municipios de Okinawa y San Julián, donde se perdieron extensos cultivos de arroz y soya.

El desborde de ríos dejó hasta el momento dos muertos, 5.550 familias afectadas y más de 70 viviendas destruidas en los departamentos de La Paz, Santa Cruz y Beni, según informó el viceministro de Defensa Civil, Juan Carlos Calvimontes.

Para ayudar a las áreas afectadas, ya se desplazó más de 139 toneladas de ayuda humanitaria, que en términos económicos representa más de 1 millón de bolivianos.

Además, las 75 viviendas destruidas serán reconstruidas por el gobierno del presidente Luis Arce, sin embargo, un requisito central es que se demuestra el derecho propietario.

Cochabamba también ha experimentado un martes adverso. Una torrencial lluvia que comenzó a las 04:00 y que se extendió hasta pasadas las 07:00 afectó severamente viviendas, calles y desniveles de la ciudad.

Los desniveles fueron los más afectados. Una de las escenas más críticas se reportó en el distribuidor Quintanilla, donde un taxi quedó sumergido bajo las aguas, las cuales llegaron a cubrir el techo.

En su intento de rescatar el vehículo, un motorizado del SAR-Bolivia terminó atascado en el lugar. Rescatistas trabajaron arduamente para sacarlo.

El secretario de Infraestructura de la Alcaldía cochabambina, Gustavo Navia, identificó los sitios con tinte crítico: avenida Ayacucho, final Panamericana, la zona cercana a la avenida Barrientos y, por último, el área en torno al surtidor Quintanilla.

LA PAZ, EN EMERGENCIA

Napoleón Yahuasi, presidente de la Asociación de Gobiernos Autónomos Municipales del Departamento de La Paz (Agamdepaz), informó este martes que las lluvias, inundaciones, heladas y la sequía, ocasionaron que 45.000 familias queden afectadas en el departamento de La Paz y aseguró que en 45 municipios ya emitieron su declaratoria de emergencia por desastres.

El además alcalde de Viacha explicó que se coordina la ayuda con el Viceministerio de Defensa Civil y el Ministerio de Obras Públicas para la reposición de las viviendas colapsadas por las aguas.

“En 45 municipios, ya han emitido la declaratoria de emergencia por desastre, estamos remitiendo a los informes a la Gobernación de La Paz para que puedan ser socorridos y apoyados en la pérdida de cosechas”, declaró la autoridad edil a Urgente.bo.

Según Yuahausi, los municipios que están en el altiplano son los más críticos. “Las plantaciones de papa son las más afectadas por las heladas y la sequía, no vamos a tener una cosecha normal, estamos pidiendo se dote de semillas. En diciembre, se atrasaron las lluvias, en noviembre hubo la helada y la granizada devastó las plantaciones del tubérculo”, agregó el edil.

Tipuani, Mapíri, Guanay, Yanacachi están afectados por las riadas que incluso dejaron dos muertos y 17 heridos que no son de gravedad.

“Unas 45 mil familias son las afectadas en el departamento, que están sufriendo, que han perdido sus cosechas y no pueden quedarse en las provincias. Estamos bastante preocupados”, argumentó el presidente.

Según Yuahausi, la sequía, la helada y la granizada, provocaron al menos la pérdida de 20.000 hectáreas de papa. 

El alcalde de Guanay, Víctor Ticona, informó que el desborde del río “dejó 750 familias afectadas en 50 comunidades y 30 viviendas desplomadas”.

El ingeniero Ronald Quispe, de la alcaldía de Yanacachi, aseveró que un hombre murió por el desborde del río Takesí. El cuerpo del sujeto era buscado hace dos días.