Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 26 de septiembre de 2020
  • Actualizado 18:12

Los incendios de California han quemado casi toda superficie de Puerto Rico

En total, y según cifras del Departamento Forestal y de Protección contra Incendios de California (Cal Fire), en lo que va de año han ocurrido más de 7.700 incendios en ese estado del oeste de EEUU.
Los incendios de California han quemado casi toda superficie de Puerto Rico. EFE
Los incendios de California han quemado casi toda superficie de Puerto Rico. EFE
Los incendios de California han quemado casi toda superficie de Puerto Rico

Los incendios registrados en California (EEUU) han quemado ya cerca de 1.3 millones de hectáreas de sus bosques, una superficie equivalente a casi todo el territorio de Puerto Rico.

En total, y según cifras del Departamento Forestal y de Protección contra Incendios de California (Cal Fire), en lo que va de año han ocurrido más de 7.700 incendios en ese estado del oeste de EEUU, a pesar de que los meses tradicionalmente complicados en cuanto a fuegos -octubre y noviembre- todavía no han llegado.

Unos 16.000 bomberos se encuentran trabajando a lo largo y ancho de California para tratar de evitar que los fuertes vientos previstos para las próximas horas descontrolen todavía más los fuegos, en los que ya han fallecido por lo menos una treintena de personas desde mediados de agosto y decenas de miles permanecen evacuadas.

LA SITUACIÓN PUEDE EMPEORAR

Generalmente, lo peor de la temporada de incendios de California no llega hasta octubre, pero el estado ya ha registrado más 1,2 millones de hectáreas quemadas, lo que supone todo un récord, de acuerdo a cifras del Departamento de Silvicultura y Protección contra Incendios de California.

Los expertos coinciden en culpar a una amalgama de motivos que incluyen tanto el calentamiento global (menos lluvia, más sequedad y temperaturas muy altas) como la gestión forestal, además del incremento de la presencia humana en zonas tradicionalmente no pobladas, que hace que, cuando se declaran, estos fuegos resulten mucho más peligrosos.

En la actualización de este miércoles, Cal Fire aseguró que la advertencia de bandera roja continúa en partes del noreste de California alrededor del Bosque Nacional Modoc y la Cuenca de Tulelake debido a los vientos racheados y la baja humedad.

"Se espera que las temperaturas sean cálidas hoy y jueves, aunque moderadas un poco por el humo (...) Sin precipitaciones significativas a la vista, California permanece seca y lista para más incendios forestales", señalaron.

De acuerdo a ese departamento, la actividad aumentó en varios de los incendios forestales, mientras que en otros incendios las cuadrillas continuaron su progreso hacia la contención.

De hecho, los equipos de bomberos pudieron contener dos grandes incendios forestales este martes, mientras seguían respondiendo a 33 fuegos "grandes" en todo el estado.

AVANZA EL INCENDIO CERCA DE LOS ÁNGELES

El fuego bautizado como "Bobcat" por Cal Fire, cerca de Los Ángeles, ha quemado más de 16.600 hectáreas, unos 41.200 acres, en la semana que lleva activo, y solo ha sido contenido en un 6%.

Las autoridades lo han definido como una amenaza "inusual" que ha evadido a los bomberos y ha amenazado a las comunidades locales, a pesar de que no ha quemado casas ni ha causado heridos hasta el momento.

En las últimas horas las llamas se han aproximado mucho al Observatorio del Monte Wilson, uno de los observatorios astronómicos más grandes de Estados Unidos, fundado en 1904 por el astrofísico George Ellery Hale.

Funcionarios de ese centro de 116 años explicaron por Twitter que el fuego estaba "tocando" a su puerta y señalaron que "todo el personal del observatorio había sido evacuado".

El incendio ha contribuido a días de terrible calidad del aire en Los Ángeles, donde los residentes han informado de fuertes olores a quemado y una capa de neblina polvorienta, según el diario local Los Angeles Times, y los habitantes de Arcadia, una ciudad de 60.000 habitantes situada en la metrópoli angelina, han sido alertados por la fuerte contaminación atmosférica.

CONTINÚA LA BÚSQUEDA DE DESAPARECIDOS

Desde que se iniciaron la mayoría de los fuegos a mediados de agosto, más de una treintena de personas han fallecido en los tres estados de la costa oeste de EEUU - California, Oregón y Washington-, decenas de miles de vecinos siguen evacuados y hay varias personas desaparecidas.

En el Norte de California, los bomberos alcanzaron este martes una contención del 30% del incendio bautizado como August Complex, en los condados de Mendocino y Humboldt, el mayor de la historia reciente del estado y que ya ha arrasado 355.102 hectáreas en una zona montañosa de muy difícil acceso para las tareas de extinción.

El domingo pasado las autoridades de Oregón anunciaron que habían hallado a casi una cincuentena de personas que se encontraban desaparecidas en el sur de ese estado, fronterizo con California, lo que redujo significativamente la lista de potenciales víctimas mortales.