Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 20 de junio de 2021
  • Actualizado 08:00

Guatemala: OEA termina su misión rechazada por sectores

Muchas organizaciones rechazan la visita, al considerar “precipitada” la decisión del presidente de pedir una intervención internacional.
Una tumultuosa manifestación  en las puertas del Congreso, la semana pasada. NY TIMES
Una tumultuosa manifestación en las puertas del Congreso, la semana pasada. NY TIMES
Guatemala: OEA termina su misión rechazada por sectores

La Organización de Estados Americanos (OEA) culminó ayer una evaluación sobre la crisis política que vive Guatemala tras cinco días de reuniones con varios sectores de la sociedad civil, pero también en medio de un amplio rechazo de otros actores protagonistas del país.

La misión, dirigida por el político y exdiputado argentino Fulvio Pompeo, abandonará Guatemala ayer después de arribar al país el pasado 27 de noviembre y entablar una agenda "lo más inclusive posible", según confirmó a la Agencia EFE una fuente dentro de la OEA que prefirió no identificarse.

Pompeo y la misión internacional se reunieron en cinco días con diversas autoridades gubernamentales, diputados de oposición, periodistas, entidades de derechos humanos, dirigentes indígenas y también de extrema derecha para escuchar sus impresiones sobre la crisis política que agobia al país.

Sin embargo, la visita de la delegación de la OEA estuvo marcada por el rechazo de diversos sectores a reunirse con Pompeo y su misión, principalmente porque consideraron equivocada la decisión del presidente guatemalteco, Alejandro Giammattei, de solicitar auxilio internacional a la OEA.

El vicepresidente guatemalteco, Guillermo Castillo, fue el primero en declinar un encuentro con la misión de la OEA y posteriormente se sumaron con la misma decisión la líder indígena Rigoberta Menchu, ganadora del premio Nobel de la Paz en 1992, y la fundación Myrna Mack, una organización social que lucha en contra de la impunidad y la corrupción.

Castillo calificó la decisión de Giammattei de "precipitada" y le recomendó a la misión de la OEA reunirse "con distintos sectores que seguro tendrán mucho que comentarle", mientras que Menchú calificó de "extraña" y "fuera de contexto" el pedido del presidente para la intervención del organismo regional.

La decisión por parte de la OEA de enviar una misión a Guatemala llegó después de que el presidente Giammattei solicitara su auxilio el domingo 22 de noviembre "al invocar la Carta Democrática Interamericana" ante "los gravísimos sucesos ocurridos en los últimos días" en el país, según un comunicado divulgado ese día.

Giammattei solicitó la intervención internacional tras los acontecimientos del 21 de noviembre cuando cientos de manifestantes encapuchados quemaron parcialmente las instalaciones del Congreso y otros 10.000 se manifestaron en su contra frente al Palacio Nacional de la Cultura, sede del Gobierno.

Las protestas, que desde entonces se han mantenido con cierta constancia, nacieron luego de que el Congreso, donde Giammattei tiene mayoría, aprobara el miércoles 18 de noviembre un polémico presupuesto del Estado para 2021, avalado de madrugada y de manera "opaca" según diputados de oposición. La crisis se había agravado el 20 de noviembre, cuando el vicepresidente Castillo instó en rueda de prensa a Giammattei a que renunciaran en conjunto para "oxigenar" el país.

Se prevé que la misión de la OEA emita un comunicado o una rueda de prensa como parte del final de su misión en el país centroamericano tras su estancia en Guatemala.