Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 23 de septiembre de 2020
  • Actualizado 00:05

Europa aumenta medidas de control a España por los nuevos brotes de COVID-19

Un buen número de países europeos ha decidido establecer medidas de control más restrictivas en relación con España. EFE
Un buen número de países europeos ha decidido establecer medidas de control más restrictivas en relación con España. EFE
Europa aumenta medidas de control a España por los nuevos brotes de COVID-19

Un buen número de países europeos ha decidido establecer medidas de control más restrictivas en relación con España, donde los brotes de COVID-19 se han incrementado de manera notable en los últimos días y se ha producido un aumento significativo en el número de contagios, en particular en regiones como Aragón, Cataluña, Navarra, País Vasco o la Comunidad de Madrid.

En conjunto, los países que han aplicado nuevas medidas de momento no impiden ir o volver a y desde España, pero sí inciden en desaconsejar los viajes no imprescindibles a todo el país o -según los casos- a las zonas más afectadas por el nuevo brote, así como -en algunos de ellos- establecer procedimientos de cuarentena.

DINAMARCA

Las autoridades danesas anunciaron hoy que a partir de ahora desaconsejan los viajes no imprescindibles a España debido al aumento de contagios de la COVID-19, aunque no imponen ninguna cuarentena.

La medida, que entrará en vigor mañana, viernes, a las 22.00 horas GMT, afecta también a Andorra, y ambos se unen a Rumanía, Luxemburgo y Bulgaria como los únicos países europeos a los que Dinamarca recomienda no hacer viajes turísticos por su alto nivel de contagios.

El anuncio era esperado una vez que España superó la semana pasada la cifra de 30 casos por 100.000 habitantes, el umbral máximo fijado por las autoridades danesas.

SUIZA

El Gobierno suizo anunció hoy que, ante el incremento de casos de coronavirus en el país, prohibirá desde el 8 de agosto la entrada de ciudadanos de países fuera del espacio Schengen.

La ampliación de la lista de países en riesgo se anuncia al día siguiente de que se ordenara a toda persona procedente de España que entre en Suiza permanecer 10 días en cuarentena en su domicilio, con el fin de desincentivar los viajes a territorios con una tasa creciente de infecciones.

La medida excluye, sin embargo, a los viajeros procedentes de las islas Canarias y Baleares, habituales destinos turísticos donde las cifras de nuevos casos de COVID-19 han sido en las últimas semanas inferiores a las de la Península.

ALEMANIA

Los test de COVID-19 serán obligatorios en Alemania a partir del próximo sábado, día 8, para todos los viajeros que regresen de zonas consideradas como de alto riesgo, entre las que actualmente se cuentan Cataluña, Aragón y Navarra, informó el ministro alemán de Sanidad, Jens Spahn.

El ministro recordó que, pese al peligro que implica el regreso de viajeros de zonas de riesgo, el mayor número de los contagios se sigue produciendo en Alemania.

Los nuevos contagios vienen aumentando en Alemania desde hace varios días por lo que el Instituto Robert Koch (RKI) de virología ha expresado en repetidas ocasiones su preocupación.

Las autoridades sanitarias alemanas contabilizaron en las últimas 24 horas 1.045 nuevos contagios por coronavirus, de manera que la cifra de casos activos se sitúa en unos 8.700, según datos del RKI.

AUSTRIA

El Gobierno de Austria anunció hoy que a partir del próximo día 10 recomendará no viajar a todo el territorio español, salvo las islas Baleares y Canarias, informó la agencia austríaca APA.

La advertencia, una alerta de riesgo del máximo nivel que rige ya para Portugal, entre otros países, fue decidida debido a los "desarrollos epidemiológicos" de la pandemia en España y significa que los viajeros procedentes de ese país deben presentar un test negativo de coronavirus para entrar en Austria, indicó el ministerio austríaco de Exteriores.

REPÚBLICA CHECA

La República Checa mantiene a España en la lista de países sin riesgo epidemiológico por coronavirus, pero exige a los españoles que trabajan en territorio checo y que regresan ahora desde su país someterse a una prueba PCR negativa o pasar una cuarentena.