Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 03 de diciembre de 2022
  • Actualizado 20:37

Bolsonaro cuestiona que jueces que liberaron a Lula conduzcan las elecciones

"Los mismos jueces que sacaron a Lula de la cárcel y lo volvieron elegible son exactamente los mismos que conducen el proceso electoral brasileño", afirmó Bolsonaro.
El presidente brasileño, Jair Bolsonaro. EFE
El presidente brasileño, Jair Bolsonaro. EFE
Bolsonaro cuestiona que jueces que liberaron a Lula conduzcan las elecciones

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, quien el domingo busca la reelección, cuestionó este lunes que "los mismos jueces que sacaron de la cárcel" al candidato opositor Luiz Inácio Lula da Silva ahora están al frente del proceso electoral.

"Los mismos jueces que sacaron a Lula de la cárcel y lo volvieron elegible son exactamente los mismos que conducen el proceso electoral brasileño", afirmó Bolsonaro en una entrevista concedida al canal de televisión Record en la última semana de cara a los comicios del 2 de octubre.

Bolsonaro vinculó así la anulación de las condenas de Lula, decretada por la Corte Suprema en 2021, con las decisiones en su contra adoptadas por el Tribunal Superior Electoral, ente que organiza las elecciones y está integrado en parte por los mismos magistrados.

La Corte Suprema anuló las dos condenas que pesaban contra Lula por corrupción, por las que cumplió 580 días de cárcel, debido a problemas de jurisdicción y por irregularidades en el proceso.

Según su opinión, los jueces "dificultan" la participación del Ministerio de Defensa como observador del proceso electoral, algo que para Bolsonaro impide "evitar la posibilidad de sospechas al término de las elecciones".

El líder de la ultraderecha ha levantado su voz reiteradamente contra el sistema electoral brasileño de votación electrónica, que se implementó desde 1996 y hasta el momento nunca tuvo una denuncia de fraude comprobado en los comicios.

En caso de una derrota, como prevén las encuestas de intención de voto, que lo ponen con 17 puntos porcentuales detrás de Lula, Bolsonaro aseguró que respetará "sin problema alguno" el resultado de unas "elecciones limpias".

No obstante, el mandatario dijo que es víctima de "persecución política" por parte de la Justicia electoral, por haberle impedido realizar transmisiones en redes sociales desde la residencia presidencial y usar imágenes de los actos oficiales por el bicentenario de la independencia, que él transformó en un acto de campaña.

Las reiteradas críticas de Bolsonaro al sistema electoral han motivado una fuerte reacción por parte de numerosas instituciones y de colectivos de empresarios, académicos y grupos sociales, que se han posicionado a favor de la democracia.

Brasil celebra este domingo las elecciones más polarizadas de su historia reciente, entre Bolsonaro y el expresidente Lula, quien lidera una coalición de diez partidos progresistas.