Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 06 de julio de 2022
  • Actualizado 15:22

Australia suspende la cooperación militar con Birmania

La ministra australiana de Exteriores, Marise Payne, indicó en un comunicado emitido el domingo que la cooperación militar que tenía con Birmania hasta su suspensión era "limitada" y abarcaba "áreas que no son de combate como la enseñanza del inglés".

Fuerzas militares en la represión del gobierno dictatorial de Birmania. EFE
Fuerzas militares en la represión del gobierno dictatorial de Birmania. EFE
Australia suspende la cooperación militar con Birmania

El gobierno de Australia anunció la suspensión de la cooperación militar con Birmania en respuesta al golpe de estado del 1 de febrero y la brutal represión de las protestas, con más de 50 muertos, y pidió la liberación de la depuesta líder Aung San Suu Kyi, así como su asesor australiano.

La ministra australiana de Exteriores, Marise Payne, indicó en un comunicado emitido el domingo que la cooperación militar que tenía con Birmania hasta su suspensión era "limitada" y abarcaba "áreas que no son de combate como la enseñanza del inglés".

La ministra también informó de que el programa de desarrollo australiano se canalizará a las oenegés, excluyendo a las agencias gubernamentales, para dar prioridad a la entrega de ayuda humanitaria a la población más vulnerable, incluyendo a los más pobres y a la minoría étnica de los rohinyás.

Asimismo, Payne precisó que el Ejecutivo de Camberra revisará su régimen de sanciones a Birmania, el cual ya incluye un embargo a la venta de armas, así como sanciones contra el mando militar que tomó el poder en una asonada incruenta.

La ministra insistió en "la inmediata liberación" de Suu Kyi, detenida a principios de febrero por los militares, así como de su asesor de asuntos económicos, el australiano Sean Turnell.

"El profesor australiano Sean Turnell (director del Instituto para el Desarrollo de Birmania desde 2017) ha estado detenido con acceso consular limitado por más de 30 días", precisó la ministra, al condenar el uso de la violencia letal contra los civiles.