Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 24 de septiembre de 2022
  • Actualizado 16:17

MANUELA GANDARILLAS

MANUELA GANDARILLAS



VALEROSA COCHABAMBINA

En diversas ocasiones demostró su carácter varonil y audacia. Tradicionalmente se sabe que tomó parte en todas las acciones heroicas que han inmortalizado a los cochabambinos.

Su valor era digno de su virtud. Se cuenta que ella pronunció a viva voz el 27 de mayo de l812, al ir a enfrentar a las tropas de Manuel Goyeneche, la frase histórica: "Si ya no hay hombres, aquí estamos nosotras para afrontar al enemigo y morir por la Patria". Y partió al puesto del sacrificio, a la cabeza de las de su sexo, cuyo ejemplo arrastró a los pocos varones que aún quedaban en la plaza.

ARREMETIDA DE GOYENECHE

La historia cuenta que Goyeneche derrotó a las fuerzas que comandaban Esteban Arze y Díaz Vélez en la batalla de Amiraya (15 de agosto de 1811). Este hecho le permitió ingresar triunfante en la ciudad de Cochabamba.

MUJERES CON CORAJE

La ciudad de Cochabamba estaba desguarnecida, por cuanto no habían quedado en ella sino mujeres y ancianos, niños y muy pocos hombres hábiles para el combate. Armándose de palos, cuchillos, piedras y algunos fusiles, las heroícas mujeres cochabambinas, muchas de ellas conduciendo a sus pequeñuelos, marcharon con temeraria resolución a parapetarse en la colina de San Sebastián (La Coronilla). Según coinciden varios cronistas, Goyeneche tendió un cerco mortal alrededor de la colina donde se concentraron las combatientes. La matanza fue despiadada.