Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 04 de agosto de 2021
  • Actualizado 05:22

TIPNIS: Evo promulga la ley de consulta y se muestra decidido a defenderla

TIPNIS: Evo promulga la ley de consulta y se muestra decidido a defenderla

A las 17:15 del viernes 10 de febrero, el Presidente Evo Morales estampó su firma en la Ley de Consulta Previa para el TIPNIS, en el Palacio de Gobierno, donde se oyó un solo discurso, el de la cerrada defensa del flamante instrumento legal que, según los argumentos planteados, resolverá el conflicto entre indígenas para, así, avanzar en la construcción de la carretera que atravesará la reserva natural.

La promulgación de la ley ocurrió 102 días después de que el propio presidente Evo Morales promulgó la ley que declara la intangibilidad del Territorio Indígena del Parque Nacional Isiboro Sécure. La nueva norma, que según expertos anula la suscrita el 24 de octubre también en el Palacio de Gobierno, establece un plazo de 120 días para la realización de la consulta previa que permita la construcción de la carretera.

Ante un auditorio compuesto por los parlamentarios del Movimiento Al Socialismo, indígenas del Conisur y ministros de Estado, el presidente Morales defendió la ley de consulta aprobada en coordinación con los marchistas que pidieron la construcción de una carretera por el TIPNIS.

"Esta consulta será lo más legítima, lo más legal y lo más constitucional nacional e internacionalmente", declaró el Presidente quien afirmó que aquellos que se oponen a la consulta, como está señalada en la ley sancionada la noche del jueves en Diputados, rechazan la vigencia de la Constitución.

Minutos antes, la presidenta del Senado, Gabriela Montaño, defendió la ley porque permitirá el dialogo entre indígenas en lugar de la ley corta que evitó la explotación de recursos naturales para la propia alimentación de los habitantes del TIPNIS, declaró.

Mientras que Arico Vilche, dirigente del Conisur, anunció que no tienen miedo ni a la muerte por conseguir sus objetivos.

Referéndum y defensiva presidencial

El Presidente dijo que quienes se oponían a la consulta previa también rechazaban a la propia Constitución e incluso a las normativas internacionales que obligan a los Estados a cumplir  este proceso en los pueblos indígenas afectados en ese sentido aludió a varias instituciones que se mostraron susceptibles por la nueva normativa. Desafió a quienes cuestionan la norma a denunciarla al Tribunal Constitucional.

Convocó a todos los movimientos sociales, instituciones internacionales, a la Asamblea de Derechos Humanos y hasta el Defensor del Pueblo  que advirtió conflictos si la promulgación procedía, a visitar el TIPNIS para argumentar sus negativas.

“No seamos sólo buenos para hablar desde el escritorio halemos viendo cómo viven allá”, les dijo en un tono desafiante.

No olvidó que existen sectores indígenas y políticos que criticaron la  consulta previa por la carretera y por eso pidió a la Conisur comenzar una campaña de información en sus comunidades y a sus dirigentes que se oponen a la obra caminera que está siendo financiada por Brasil.

“Hasta me animaría  a decir por qué no impulsar si alguna gente y ONG que se oponen   por qué no consultar mediante un referéndum a los dos departamentos y a los dos municipios beneficiarios”, dijo Morales con toda convicción.

Este jueves, la Fundación Tierra calificó de chantajista al proyecto de ley de consulta impulsado por el oficialismo en la Asamblea Legislativa Plurinacional porque ofrece “devolver el uso y aprovechamiento de los recursos naturales que restringió inconstitucionalmente con la ley 180, pero a cambio de que los indígenas acepten la construcción del tramo II de la carretera de Cochabamba a Beni”.

Satisfacción en el MAS

La decisión del oficialismo y su satisfacción por la Ley de Consulta fue notoria en el discurso de la presidenta de la Cámara de Senadores, Gabriela Montaño,  quien explicó que la norma promulgada por Morales fue el resultado de un debate democrático con indígenas y que nadie pod´ria oponerse a su aplicación.

“Quien se opone a esta ley de consulta se opone a un derecho de los pueblos conquistado con marchas y con sangre. No puede darse ese error histórico, no pueden oponerse a que la palabra en la boca de quienes  siempre fueron olvidaos por el Estado”, sostuvo ante la presencia de sus colegas legisladores.   

Defensiva indígena

Sorpresivamente el dirigente que lideró la movilización de la marcha que pide carretera Gumercindo Pradel evitó compartir testera con el presidente Evo Morales y se delegó a un indígena yuracaré, Arico Vilche,  a representar a los indígenas afines al Gobierno, quien incluso por tanto nerviosismo confundió a Álvaro García Linera llamándolo Álvaro García Meza, apellido del ex dictador y militar Luis García Meza.

En su intervención hizo conocer que su movilización a favor de la carretera no sólo respondía al desarrollo de su región,  sino a la unificación de los pueblos indígenas, motivo por el que agradeció a las autoridades gubernamentales por hacer posible una consulta. Aprovechó la oportunidad para criticar  dirigentes como el diputado Pedro Nuni, el dirigente Adolfo Chávez y Fernando Vargas por haber obligado a la intengibilidad del TIPNIS.

 “Que los medios escuchen no hay ningún cocalero en este momento somos los legítimos indígenas”, sostuvo a tiempo de admitir que le temía “ni a la muerte ni a la cárcel  ni a la justicia”.

Ley de Consulta

El proyecto de Ley de Consulta de Previa en su Artículo 8, establece un plazo de 120 días para la consulta desde su promulgación.

El proceso tiene tres etapas: La primera, destinada a la preparación de la consulta, donde se elaborará el cronograma y el protocolo, el acopio de la información pertinente, la notificación previa, la publicidad de la consulta, la provisión de “información pertinente”.

La segunda, referida a la instalación y desarrollo de la consulta, indica  que se dotará de toda la comunicación a los pueblos Mojeño – Trinitario, Chimane y Yuracaré para que definan si el TIPNIS es intangible o no para determinar el destino de la carretera Villa Tunari - San Ignacio de Moxos. Además, de las medidas de protección a la reserva forestal.

La tercera, etapa de resultados de la consulta, se suscribirán las actas de conclusiones y las notificaciones de las decisiones.