Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 08 de diciembre de 2021
  • Actualizado 08:25

LOS NIÑOS COMIENZAN A DAR SUS PRIMEROS PASOS EN LA PRÁCTICA DE UNA DISCIPLINA. EMPIEZA COMO HOBBY Y LUEGO SE CONVIERTE EN UNA PASIÓN.

El deporte es una alternativa para los niños

El deporte es una alternativa para los niños



“Quiero ser el mejor karateca del país. Quiero conseguir medallas para Cochabamba en los diferentes campeonatos donde compita”, señala con firmeza Leonardo Ontiveros, karateca de siete años.

 Asegura que no sabe lo que son las redes sociales porque siendo un niño no tiene ni celular.

Ocupa su tiempo en su entrenamiento diario.

Así como Ontiveros, muchos niños comienzan a formar su carácter y disciplina practicando algún deporte. Esto permite descubrir sus habilidades y potencialidades en alguna especialidad competitiva.

Los entrenamientos y el esfuerzo cotidiano los convierte en las promesas del deporte regional y nacional en diferentes campeonatos.

Los niños buscan dominar la pelota con la mano o los pies, montando un caballo, mejorar sus técnicas en las artes marciales, entre otros deportes.

Acompañados de sus padres, los más pequeños de la casa quieren seguir los pasos de sus hermanos mayores y en algunos casos de sus progenitores.

Algunos ya tuvieron la oportunidad de festejar un título departamental y otros un nacional, pero también sintieron desazón al perder un partido o un campeonato.

Los niños comienzan a comprender las normativas de cada especialidad y también a diferenciar lo bueno y lo malo en un terreno de juego.

Además, deben compartir sus experiencias y vivencias cotidianas junto con su entrenador que les abre un mundo de aventuras y logros.