Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 01 de diciembre de 2020
  • Actualizado 23:30

Virus golpea al deporte local: cierre total y atletas en vilo

El Sedede no cederá sus nueve recintos; la Alcaldía tampoco. Federaciones se suman a la suspensión de torneos. El gimnasta Moyano expresó que entrenará en su casa. 
Una de las canchas auxiliares del Félix Capriles, sin utilización tras la medida del Sedede. ROMINA SAAVEDRA
Una de las canchas auxiliares del Félix Capriles, sin utilización tras la medida del Sedede. ROMINA SAAVEDRA
Virus golpea al deporte local: cierre total y atletas en vilo

El deporte amateur boliviano se vio golpeado, también, por el temor a la pandemia mundial del coronavirus (COVID-19), la enfermedad que se originó en la ciudad china de Wuhan.

La primera medida que adoptaron tanto las autoridades gubernamentales como municipales cochabambinas, a fin de evitar la propagación en el universo de los atletas, ha sido suspender todas las actividades y no ceder ninguno de sus recintos para práctica o entrenamiento alguno. 

Aunque ello fue aceptado por dirigentes federativos y deportistas -que entienden la emergencia sanitaria que atraviesa el país-, ciertamente la medida perjudica el ciclo de entrenamientos. Ante el panorama, en el que no existe otra alternativa, hay algunos que han determinado continuar con sus preparaciones de manera improvisada. Incluso, en sus casas.

El Servicio Departamental del Deporte (Sedede) de Cochabamba, presidido por Rodrigo Sánchez, definió cerrar sus nueve escenarios: el estadio Félix Capriles, las canchas auxiliares, los frontones del complejo de Cala Cala, los coliseos José Villazón (voley) y Gróver Suárez  (baloncesto); el recinto de tenis de mesa, la piscina Alfredo Marquina, el Max Fernández de Quillacollo y el Complejo Pil.

Sánchez dejó en claro que la decisión responde a precautelar la salud de todos los actores del deporte y que no cederá ante ningún tipo de presión. Esto, luego de que recibiera algunos llamados telefónicos, con insultos, por parte de personas allegadas al frontón y de que la dirigencia de Aurora expresara su preocupación por jugar sin público en el Capriles.

“Está claro que no hay punto de negociación. La salud es más importante. Con el tema de los frontones, recibí llamadas subidas de tono. Me insultaron. Me dijeron que cómo vamos a cerrar los frontones si solamente están ocho personas por horas en el lugar. No solo es la cantidad de individuos. En el frontón hay muchos fluidos. Cada deportista escupe al piso unas 30 veces, la pelota rebota en el suelo, los atletas se tocan la cara con las manos. Lo mismo en la piscina, donde se traga agua y se expulsa. Son deportes en los que hay mucho riesgo”.

La Dirección de Deportes del Gobierno Autónomo Municipal de Cochabamba asumió una determinación idéntica. Uno de los fragmentos de su comunicado reza: “Suspensión temporal del funcionamiento regular de los escenarios y todas las actividades en las escuelas deportivas municipales, como medida de prevención, velando por la salud de los niños”.

Frente al cierre de instalaciones, el secretario general de la Federación Boliviana de Natación (Febona), Fernando Challapa, mencionó ayer que su entidad también definió paralizar su cronograma de torneos nacionales, por lo que uno de los eventos en “suspenso” es el Nacional  Master, que tendría que efectuarse el 27 del mes en curso.

“La piscina es un foco de contagio. Es verdad, el atleta se perjudica. Teníamos el Absoluto en Buenos Aires y otro de aguas abiertas. Se estaban preparando para estos torneos. Contábamos con la selección lista, pero no podrá ir”, aseveró el dirigente, a tiempo de dejar en claro que la interrupción temporal afectará mucho al ciclo de entrenamiento.

“Se está cortando el ciclo. El rendimiento no es el mismo. Veremos cómo evoluciona el tema del coronavirus”.

Por su parte, el gimnasta Rodrigo Moyano, quien compitió en los Juegos Suramericanos Cochabamba 2018, se sorprendió con la determinación. Se enteró, por OPINIÓN, sobre el cierre de recintos. Refirió que está de acuerdo con ello, pero que inevitablemente condicionará la práctica de los atletas con objetivos definidos.

Es por eso que Rodrigo optará por ensayar en su casa. “Puedo seguir con la preparación física en mi casa, pero con los aparatos se me complicaría. Una semana nos corta la regularidad. No romper el ciclo es importante. Habría que hablar para que, al menos, los que tienen una competencia cerca sí puedan hacerlo”.

Una taekwondista que prefirió mantener su identidad en reserva comentó que esto les supone un “bajón” importante. “Nos cerraron las puertas del Polifuncional de Sarco hasta nuevo aviso. No tenemos en dónde entrenar”. El 29 de este mes debería concretarse un campeonato departamental importante en la acumulación de puntos.

La presidenta de la Federación Boliviana de Ciclismo (FBC), Sonia Ramos, manifestó que todas las actividades del pedal se suspenderán hasta el 31 del mes en curso. Este fin de semana debía desarrollarse un torneo clasificatorio de BMX. Existen otros (Nacional de Pista en Cochabamba y el Nacional de Fondo en Potosí, por ejemplo) que se encuentran en la incertidumbre.

Disciplinas como el automovilismo, el handbol y el tenis decidieron sumarse a la medida.