Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 31 de julio de 2021
  • Actualizado 12:59

Venezuela y Uruguay dividen honores

Una acción del compromiso en Caracas. EFE
Una acción del compromiso en Caracas. EFE
Venezuela y Uruguay dividen honores

Venezuela y Uruguay empataron anoche sin goles en Caracas por la octava jornada de las Eliminatorias Sudamericanas del Mundial de Catar 2022, en un partido en el que la Vinotinto logró mostrar una buena defensa y un buen ritmo de ataque ante su rival al que le faltó intensidad.

La Vinotinto hizo un buen partido a pesar de la ausencia de tres de sus pilares más importantes, su goleador Salomón Rondón y sus centrocampistas Yangel Herrera y Yeferson Soteldo, quienes hicieron falta en el sistema de juego del cuadro llanero.

Venezuela dominó las acciones en los primeros 15 minutos y eso se vio reflejado cuando en el minuto 18 el delantero Josef Martínez venció el arco custodiado por Fernando Muslera.

Un buen pase por alto de Wilker Ángel le llegó a Martínez al borde del área chica, este controló el balón y remató a la esquina inferior derecha de Muslera, pero el tanto tuvo revisión del VAR, que minutos después decidió anularlo por mano previa del atacante.

Durante el primer tiempo, a Uruguay le faltó ritmo e intensidad para generar oportunidades de gol, pero a partir del minuto 60, especialmente con Luis Suárez, la Celeste careció de precisión para hacerle daño al arco venezolano defendido por Joel Graterol.

La mejor ocasión de peligro del combinado de Uruguay llegó en el minuto 75 cuando José Giménez sorprendió con un cabezazo pero la pelota se desvió por poco, mientras que diez minutos más tarde Muslera atajó a Martínez la ocasión más clara de la selección venezolana.

Con el empate sin goles, la selección uruguaya completó su tercera fecha seguida sin ganar y es cuarta provisionalmente con ocho puntos en la clasificación, mientras que la Vinotinto es penúltima, de diez equipos, con cuatro enteros.

En la novena jornada de las clasificatorias sudamericanas Venezuela recibirá el 2 de septiembre a Argentina, mientras que Uruguay visitará en Lima a Perú.