Opinión Bolivia

  • Diario Digital | viernes, 02 de diciembre de 2022
  • Actualizado 00:00

Mamoré y Vaca Díez tienen cita con la historia (19:00)

Sea cual fuere el campeón del torneo de ascenso, un departamento, que lleva mucho tiempo sin fútbol profesional, lo tendrá de nuevo: Beni o Pando. El duelo será en el Capriles.
Vaca Díez festeja un gol en la semifinal de vuelta con Destroyers. APG
Vaca Díez festeja un gol en la semifinal de vuelta con Destroyers. APG
Mamoré y Vaca Díez tienen cita con la historia (19:00)

En medio de la disputa de la Copa del Mundo Catar 2022, la Simón Bolívar celebrará hoy (19:00), en el estadio Félix Capriles, su partido decisivo, que tendrá como protagonistas a Libertad Gran Mamoré y Vaca Díez, que buscarán devolverle el fútbol profesional a sus respectivos departamentos de origen, los cuales esperan desde 2012 en el caso trinitario y 2015, en el pandino.

A diferencia de las demás versiones del torneo de ascenso en el último tiempo, esta será la primera definición a partido único y en cancha neutral, escenario que no se presentó ni siquiera durante la pandemia de la COVID-19, puesto que Tomayapo de Tarija e Independiente de Sucre jugaron la tradicional final de ida y vuelta el 2020, con victoria para los chapacos.

Bajo el mismo formato, Universitario de Vinto subió el año pasado a la máxima categoría del balompié nacional tras vencer a su homónimo de la capital del país en la definición. 

En Cochabamba saldrá el ganador de esta edición de la Copa Simón Bolívar, que ascenderá directamente a la temporada 2023 de la División Profesional, mientras que el subcampeón afrontará la llave del ascenso/descenso indirecto en partidos que se desarrollarán entre este domingo y el miércoles de la semana entrante.

Libertad Gran Mamoré de Beni viene de eliminar a 24 de Septiembre de Santa Cruz en las semifinales del torneo. Hay que recordar que las semifinales también tuvieron lugar en el Coloso de Cala Cala, debido a los conflictos sociales que acontecen en el departamento oriental.

Los benianos prevalecieron 5-3 en la ida y el 3-3 de la revancha le alcanzó para garantizar su presencia en el duelo cumbre.

Por su parte, Vaca Díez dejó en el camino a Destroyers, un cuadro cruceño con experiencia en primera división. Los pandinos prevalecieron 2-0 en el primer partido y avanzaron a la final, pese a la caída (3-2) en la revancha porque en esta versión de la Simón Bolívar la diferencia de goles sí vale.

El árbitro central será el cruceño Ivo Méndez, quien tendrá la colaboración por las bandas de José Antelo y Carlos Tapia. Las entradas serán vendidas desde las 15:00 en boleterías del Capriles. Menores de 15 años pagarán 5 bolivianos y público en general, 15 bolivianos.