Opinión Bolivia

  • Diario Digital | domingo, 03 de julio de 2022
  • Actualizado 00:25

Infantino: estadio Azteca es el Vaticano del fútbol

El escenario mexicano alistará sus galas con miras al torneo de 2026 que organizará junto a EEUU y Canadá. El recinto vio campeón a Pelé y Maradona.
Una vista panorámica del estadio Azteca de la Ciudad de México. DIEZ
Una vista panorámica del estadio Azteca de la Ciudad de México. DIEZ
Infantino: estadio Azteca es el Vaticano del fútbol

El estadio Azteca de México será sede de un Mundial por tercera vez en la historia y aumentará su récord como el recinto con más partidos del certamen que organiza la FIFA. Por este motivo, el titular del ente rector del balompié en el planeta, Gianni Infantino, lo denominó “el Vaticano del fútbol” por acoger casi 20 partidos tras los mundiales de 1970 y 1986.

México será anfitrión del próximo certamen ecuménico en 2026 junto a Estados Unidos y Canadá, y tendrá la posibilidad de ampliar su récord de cotejos oficiales, luego de que la FIFA presentó oficialmente las ciudades que albergarán el Mundial.

Según el ente rector del balompié en el globo, las tres propuestas como escenarios mexicanos Nuevo León (Monterrey), Jalisco Akron (Guadalajara) y Azteca (Ciudad de México) fueron confirmadas por la máxima organización que rige al fútbol.

Los escenarios de Jalisco y Nuevo León recibirán por primera vez partidos de un Mundial; sin embargo, el Coloso de Santa Úrsula, de casi 60 años de antigüedad, será el primero en la historia que reciba tres mundiales desde 1930.

El Azteca fue testigo de 19 partidos oficiales y coronó a dos sudamericanos como los mejores del planeta. En 1970 dejó a Brasil como el monarca tras el triunfo sobre Italia (4-1) y en 1986 dio a Argentina el cetro tras la victoria sobre el combinado de Alemania (3-2).

Dos astros del fútbol mundial Edson Arantes do Nascimento “Pelé” y Diego Armando Maradona pisaron el rectángulo del estadio mexicano y dieron la vuelta olímpica en medio de la ovación de los miles de aficionados. 

Estos datos dejan como escolta al estadio Maracaná de Río de Janeiro, Brasil, alcanzó los 15 partidos durante los mundiales de 1950 (8 cotejos) y 2014 (7), por lo que en el próximo ciclo mundialista el Azteca aumentará todavía más su ventaja y ampliará su hegemonía para acoger cotejos oficiales.

En la historia de los mundiales dos países fueron anfitriones en dos ocasiones Italia (1934 y 1990) y Francia (1938 y 1998), pero sus estadios no tuvieron regularidad en los partidos oficiales dejando que México y Brasil amplíen sus estadísticas.

“México es un país grande en el mapa del mundo del fútbol con tres mundiales. El estadio Azteca es la catedral del fútbol, pero como italiano diría que es el Vaticano del fútbol. Se respira leyenda en este campo deportivo que tuvo la mirada del planeta en sus dos finales históricas con Pelé y Maradona”, dijo Gianni Infantino, presidente de la FIFA en una conversación con Emilio Azcárraga, dueño de Televisa y del Azteca.

Con miras al torneo que se disputará en 2026, se prevé que en diciembre de este año se inicie la remodelación y modernización del estadio Azteca que incluye un hotel y centro comercial.

México se convertirá en el país más “mundialero” en más de 92 años de fútbol y recibió a los astros más importantes del globo, superando a otros países con más tradición y títulos.