Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 18 de mayo de 2021
  • Actualizado 20:23

Velocista no vidente dueño de 100 preseas vende artículos de limpieza para ir a Santiago 2023

Ramiro Huanco, quien aún no consiguió competir internacionalmente, continúa firme en su deseo de ser el mejor de Bolivia en 100, 200 y 400 metros. Luego de peregrinar por un puesto en un mercado de la zona sur, logró su objetivo.
Ramiro Huanco, velocista destacado en 100, 200 y 400 metros; y ganador del Kanaat 2018. Noé Protugal
Ramiro Huanco, velocista destacado en 100, 200 y 400 metros, ya instalado en su puesto dentro del mercado 10 de Febrero. Noé Portugal
Velocista no vidente dueño de 100 preseas vende artículos de limpieza para ir a Santiago 2023

Ya está todo listo. Los papeles higiénicos acomodados, los detergentes en sus lugares y los pañuelos descartables también en su sitio. Al fin, el atleta no vidente Ramiro Huanco, uno de los valores más fuertes de Cochabamba en 100, 200 y 400 metros lisos, tiene su puesto en el mercado y deja atrás, así, 10 meses de peregrinación y de búsqueda incesante por hacer posible su medio de subsistencia.

El ganador del Premio Kanata 2017 y 2018 se encuentra conmovido por su nueva fuente laboral. Desde junio de 2020 ha insistido en ese beneficio y ha golpeado puertas de la Alcaldía para acceder al puesto, que entiende le corresponde por norma. Quedó en el pasado, también, la desesperación. Incluso, ante la falta de respuesta, Ramiro amenazó con comenzar una huelga de hambre.

Ahora, el panorama es mucho mejor. "Es una emoción, para mí, haberlo conseguido. No ha sido fácil, pero gracias al apoyo de la prensa y de mis compañeros pude optar por este espacio en mi barrio de Villa Sebastián Pagador, en el mercado 10 de Febrero. Estoy contento. Este sustento era necesario para mis gastos domésticos, también. Ayuda mucho en mi formación en atletismo. Comercializar aquí los productos me será muy útil mucho para los entrenamientos. Aquí puedo prepararme con miras a los Juegos Parapanamericanos", indicó el velocista no vidente.

Se ilusiona con la posibilidad de, por fin, competir fuera de Bolivia en la capital trasandina, cuando en 2023 se efectúen los Juegos, de manera paralela a los Panamericanos. "He retomado hace tres meses. El objetivo es llegar a este evento. Mi guía personal me apoya mucho en esto. Ahora, a venderle los productos a la población cochabambina y a la gente del barrio. Pueden pasar. Tengo discapacidad. Mi objetivo es sobresalir y demostrar mi capacidad en lo comercial y deportivo".

Ramiro compite en la categoría T-11 dentro de las pruebas de 100, 200 y 400 metros planos. Su máximo anhelo es exponer sus cualidades en la pista fuera del país. Su trayectoria comenzó en 2006. Ha reunido alrededor de 100 medallas que dan cuenta de sus aptitudes. "Hasta el momento llegué a obtener 100 medallas, más las de natación".

En 2017, Huanco se quedó con el Premio Kanata, galardón que anualmente entrega el Servicio Departamental del Deporte (Sedede). En 2018 repitió la conquista. Solo desde 2016, la asociación que congrega a los atletas no videntes ha sido reconocida por la institución dependiente de la Gobernación.