Opinión Bolivia

  • Diario Digital | jueves, 29 de octubre de 2020
  • Actualizado 03:54

Pinedo ayuda a su esposa en la venta de cosméticos y asegura que "vergüenza da robar"

El jugador yungueño se anima a soñar con volver a ponerse la verde. "Siento que puedo dar más de lo que di hasta ahora", refiere. Actualmente se concentra en el negocio de su pareja. Él reparte los pedidos en moto y auto.
El atacante coripateño Gustavo Pinedo, en entrevista con OPINIÓN. Captura
El atacante coripateño Gustavo Pinedo, en entrevista con OPINIÓN. Captura
Pinedo ayuda a su esposa en la venta de cosméticos y asegura que "vergüenza da robar"

El delantero Gustavo Pinedo tiene clarísimo el mensaje que quiere dejar: "Vergüenza tiene que darte robar", concluye. Al yungueño, que hasta diciembre de 2019 militaba en Real Potosí tras una extensa trayectoria en las canchas de Europa y Sudamérica, no se le caen los anillos ante el compromiso de sacar a la familia adelante y tener que ayudar a su esposa en el negocio de comercializar cosméticos de belleza.

Al contrario, asume que su deber de esposo es actuar en conjunto, a la par. "En la vida es importante tener una buena esposa. Yo cuento con una que siempre está luchando conmigo. Es maquilladora profesional, posee un negocio de cosméticos. Hemos estado con eso. Yo les ofrezco los productos a mis compañeros, agarro la moto o el auto, voy y los entrego. La humildad debes mantenerla. Vergüenza tiene que darte robar", lanza el atacante, de 32 años.

Sabe que los futbolistas de la División Profesional del país también la pasan mal en momentos en los que la crisis ya no es solo sanitaria, sino integral. Algunos tuvieron que apostar por comercializar mascarillas. "Mucha gente cree que en Bolivia se gana millones. Dijo Tevez que nosotros como futbolistas podemos jugar seis meses fácimente sin cobrar sueldo. Eso es en su caso porque estuvo en grandes clubes de Europa. En Bolivia hay futbolistas que cobran bastante bien, pero no sucede lo mismo con todos. Algunos jugadores la están pasando muy mal. Algunos manejan taxi, otros se dedican a la construcción o a vender babijos. Tenemos una familia que mantener".

Pinedo está ilusionado. Luego de romper relaciones con Real Potosí probó con Atlético Bermejo. En plena pandemia, le salió la chance de volver a jugar en el exterior. Ya lo hizo en Argentina, España y Ucrania. Ahora, el interés llegó desde Perú. El club Ayacucho es uno de los que lo pretende.

"Estar sin equipo y sin ingresos es realmente duro. En medio de todo esto, que te aparezca la noticia de que puedes irte al exterior, te hace soñar mucho, pero mientras no haya una firma no puedes confiar plenamente. Esperamos que en las próximas horas, no días, se pueda cumplir nuestro deseo".

Cree que destacar en el plano internacional le regresará la oportunidad de ser convocado a la Selección Nacional otra vez. "No tuve una participación destacada en la Selección. Quiero que se me recuerde de buena manera. Siento que puedo dar más de lo que di hasta ahora".