Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 04 de abril de 2020
  • Actualizado 17:31

“Los errores no pasan por la línea de 3. Soy competitivo”

Tras las críticas, Cristian Díaz, DT de Wilster, defendió su sistema de juego y advirtió que en su naturaleza está ser el mejor y ganar “siempre”. El argentino negó jugar al pelotazo.
El estratega Cristian Díaz (d), atento a las acciones de sus dirigidos, a escasos días de enfrentar a Always Ready.  DICO SOLÍS
El estratega Cristian Díaz (d), atento a las acciones de sus dirigidos, a escasos días de enfrentar a Always Ready. DICO SOLÍS
“Los errores no pasan por la línea de 3. Soy competitivo”

Luego de la goleada estrepitosa de Wilstermann ante Real Potosí (4-1), los dardos en las redes sociales tuvieron un receptor: el técnico argentino Cristian Díaz. Los internautas simpatizantes del club le adjudicaron a él gran parte de la caída por haber planteado una línea de 3, aunque también criticaron la fragilidad de la defensa y la escasa efectividad de la delantera. Casi nadie de salvó.

Y el estratega del Aviador contestó. Tras la práctica que llevó a cabo ayer el plantel en la alguna Alalay, en la que el gran ausente fue Cristian Chávez (trabajó diferenciado, en el gimnasio), Díaz argumentó que la derrota en la Villa Imperial nada tuvo que ver con el sistema dispuesto y que aún con tres delanteros en lugar de dos, las fallas se habrían dado.

“No pasa por el dibujo. Sabemos que tenemos que corregir, incluso yo, nuestros niveles individuales. Los juegos se definen en las áreas y en ambas fallamos”, simplificó.

Tampoco comulga con la idea de que su equipo atine al “pelotazo”, como anteriormente lo describió la dirigencia. Aunque intentó poner paños fríos señalando que la relación y la comunicación con la cúpula de la directiva son fluídas, se mostró rotundamente en contra de esa apreciación. “No coincido. En el pelotazo no concuerdo. Creo que lanzamos más contra Real Santa Cruz que en este partido (ante el Lila). Tenemos varias maneras de jugar y esta vez no salió bien”.

El adiestrador, que el martes en la noche fue reconocido como el “Mejor DT de 2019” del país por una compañía telefónica local, se animó a admitir que dentro de su naturaleza está ser siempre muy competitivo. Ello, en referencia al galardón del que se hizo acreedor.

Confesó, también, su deseo de repetir la conquista en la siguiente edición, puesto que “si tanto él como su equipo lograron destacar”, fue porque “hicieron las cosas bien”.

“Soy competitivo por naturaleza”.

Con respecto a Always Ready, el siguiente reto que le tocará afrontar a Wilstermann (el domingo, en el Félix Capriles), Díaz consideró que, sin dudas, se trata de un rival que se presenta con mucho peso. Esto, independientemente de la reciente derrota que saboreó el Millonario alteño en manos de San José (1-2), en sus dominios.

Según el argentino, Always sigue siendo un conjunto muy “fuerte”. No por nada es el segundo en la tabla de posiciones.

El elenco se preparó ayer en el complejo de la laguna Alalay, desde las 9:00. Además del Pochi, también realizaron labores diferencidas el arquero paraguayo Arnaldo Giménez e Ismael Benegas. Los tres arrastran molestias que dificultan su presencia en el compromiso del domingo.

Pipo, ganador El arquero Arnaldo Giménez, el Pipo, fue reconocido como el Mejor Arquero Boliviano de 2019. Lo premió una firma de comunicaciones.