Opinión Bolivia

  • Diario Digital | sábado, 04 de diciembre de 2021
  • Actualizado 01:42

CARLOS ROSALES, TITULAR DE LA FEDERACIÓN DE HOCKEY, EXPLICÓ QUE QUIEN DEBÍA CONSEGUIR PASAJES “DESAPARECIÓ” CUANDO TENÍAN QUE VIAJAR LOS RAQUETBOLISTAS. LA VALLUNA INSISTIÓ EN LA DEMANDA.

Dirigente dice que fue estafado y Loma ratifica decisión de juicio

Dirigente dice que fue estafado y Loma ratifica decisión de juicio



El dirigente de la Federación Boliviana de Hockey y responsable del conflicto de pasajes para parte de la delegación de ráquetbol, Carlos Rosales, salió ayer a explicar su versión de los hechos e indicó que “fue estafado” por un intermediario, de nombre Andrés P., de una agencia de viajes de la ciudad de La Paz.

Asimismo, la valluna Carola Loma, que no formó parte de la selección, sostuvo que mantendrá su decisión de enjuiciar a Rosales.

Luego de cuatro días de que se suscitara el problema de los boletos de avión para 15 personas, entre ellas deportistas que participan de los Panamericanos de Costa Rica y padres de familia, Rosales lamentó lo sucedido y sostuvo que no fue su intención.

“El 5 de abril, día del viaje, me enteré de que solamente figuraban los nombres de los deportistas en el sistema, pero que no estaba cancelado ningún boleto. Me fui a La Paz para intentar arreglar y lamentablemente el señor no apareció y se había fugado”.

Añadió que, tras lo ocurrido, llamó a algunos deportistas y papás afectados para decirles que solucionaría el conflicto. Sin embargo, al final, el cuadro se “agravó”.

“Intenté sacar pasajes a crédito en agencias de viajes de La Paz, pero no hubo suerte. Lamento todo lo ocurrido. Sé que hice un daño grande a los deportistas y a los padres de familia”.

Rosales explicó que, desde el viernes hasta ayer, devolvió “a todos los atletas” lo que le depositaron (más de 9.000 dólares), incluida a la valluna Carola Loma, quien el viernes desistió de participar en el certamen porque argumentó que no estaba “en condiciones” debido a lo acaecido.

“El jueves, traté de comunicarme con ella para decirle que participe, pero no me respondió la llamada. Entiendo su decisión”.

Loma estuvo presente en el pronunciamiento de Rosales y arremetió contra él. Mantuvo su postura de iniciar acciones legales, ya que “la perjudicó de gran manera”.

“¿Quería que viaje un día antes de mi participación? Es una vergüenza que el deporte tenga personas como usted. Me perjudicó demasiado y tomaré acciones legales porque esto no se puede quedar así”.

La cochabambina, que debía hacer pareja con Jenny Daza, en dobles, indicó que no solamente se vio estafada por los 550 dólares de su pasaje, sino que la perjudicó en su posibilidad de lograr una medalla en los Panamericanos.

“No me preparo un día antes de los torneos y no quiero que me devuelva el dinero. Este Panamericano significaba mucho para mí, una medalla que me iba a ayudar a conseguir plata para mis siguientes participaciones”.

Asimismo, el presidente de la Asociación de Ráquetbol de Cochabamba, Federico Gutiérrez, indicó que Rosales se “hizo la burla” de todas las personas afectadas en este caso.

“Usted se burló de todos. Llamaba a unos y a otros no. Había caminos para solucionar y usted eligió el peor”.