Opinión Bolivia

  • Diario Digital | miércoles, 04 de agosto de 2021
  • Actualizado 06:14

Brasil proyecta 20 medallas en Tokio

Los jugadores de la selección de Brasil celebran el título conquistado en los Juegos de Río 2016. ARCHIVO
Los jugadores de la selección de Brasil celebran el título conquistado en los Juegos de Río 2016. ARCHIVO
Brasil proyecta 20 medallas en Tokio

A pocos días de comenzar los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, el combinado de Brasil proyecta conquistar 20 medallas de oro en los Juegos Olímpicos de Tokio. 

La Canarinha viajó con una delegación de 302 deportistas y busca dejar en alto la bandera del país en los Juegos que se celebrarán desde este viernes en Japón.

De los clasificados a Tokio, 174 debutarán en un certamen olímpico y 127 ya tienen experiencia, entre los cuales hay 31 medallistas, 18 de los cuales cosecharon el oro.

Los especialistas calculan que Brasil puede conquistar en Japón hasta 20 medallas, una más que las 19 conseguidas en Río (7 oros, 6 platas y 6 bronces), y la meta del Comité Olímpico Brasileño es superar en Tokio lo alcanzado en Río, hasta ahora el mejor resultado en su historia.

Según tales proyecciones, Brasil puede conquistar cinco oros, cinco platas y diez bronces, pero las preseas doradas posibles pueden ir hasta siete u ocho, gracias a que las nuevas modalidades olímpicas, en especial skate y surf, pueden darle al país hasta cinco podios adicionales.

Los oros previstos para Brasil, según los expertos, se los colgarían practicantes de boxeo, remo, esgrima, skate, surf y voleibol, pero también tiene posibilidades atletas de las modalidades de vela, maratón acuático y voleibol de playa.

Hay expectativa de si la selección masculina de fútbol puede retener en Tokio el inédito oro que se colgó en Río, pero esta vez, sin el astro Neymar, quien no logró el permiso correspondiente del club PSG francés.

Por otra parte, el Parque Olímpico inaugurado cinco años atrás para la cita de Río de Janeiro 2016 sigue siendo blanco de críticas, mientras que Brasil, con la mayor delegación ya enviada al exterior, busca mejorar las medallas que cosechó como anfitrión.

Las instalaciones olímpicas que fueron orgullo de la “cidade maravilhosa” en 2016 y que costaron más de 8.000 millones de dólares hoy están en el abandono, deterioradas y salpicadas por los escándalos de corrupción que dejaron los millonarios desvíos de recursos públicos descubiertos durante las obras.

Varios de sus pabellones están convertidos en "elefantes blancos". El destino del velódromo, de las piscinas olímpicas y de dos de las arenas cariocas aún no se ha definido.

Tampoco fue modificado el pabellón que sería transformado en cuatro escuelas públicas, algo que parece que solo será realidad en 2023, por los elevados costos que tiene el montaje de 15.6 millones de dólares.