Opinión Bolivia

  • Diario Digital | martes, 18 de mayo de 2021
  • Actualizado 19:39

Bochornoso final entre el Millonario y el Potosino

Bochornoso final entre el Millonario y el Potosino. APG
Bochornoso final entre el Millonario y el Potosino. APG
Bochornoso final entre el Millonario y el Potosino

Con una pelea campal que involucró a jugadores y miembros del cuerpo técnico de ambos bandos finalizó el partido entre los equipos de Always Ready y Nacional Potosí que igualaron a 1 a 1 en el estadio Municipal, de El Alto. El resultado derivó en el enojo de los hinchas locales quienes se salieron de sus cabales (no todos), además el resultado dejó fuera al técnico chileno Sebastián Núñez, ya que la dirigencia millonaria exige resultados y se le acabó la paciencia.

Los ánimos de la hinchada y jugadores del plantel local comenzaron a encenderse antes que finalice el encuentro, el público comenzó a lanzar naranjas y objetos al campo de juego, como era evidente los visitantes reclaman al árbitro Charles Terrazas, en ese instante aparece Juan Carlos Arce quien furibundo se va con todo con los jugadores del plantel potosino, después el juego continúa con el antecedente que al juez principal se le escapó de las manos el encuentro.

Apenas finalizó el compromiso comenzó una batalla campal, se repartieron puñetes, cabezazos y hasta patadas en contra de la humanidad de un miembro del cuerpo técnico de Nacional Potosí, la mayoría de los jugadores estaba fuera de sí, pero en las tribunas también se enfrentaron a golpes y fue agredido el papá de Rodrigo Vargas futbolista de la visita.

De acuerdo con el informe de René Villegas quien ofició como delegado del cotejo, el padre del jugador fue trasladado a un centro médico, al ver la agresión un grupo de futbolistas del plantel de Potosí se fue al sector donde ocurría el hecho y se sintieron impotentes al ver que el papá del futbolista era agredido, la malla de seguridad no les permitió correr al auxilio.

Minutos después de ese lamentable incidente que ensució un partido que comenzó con el letrero de pronóstico reservado la dirigencia del equipo de Always Ready confirmó que Núñez no era más entrenador del plantel, elenco al que se le viene la Copa Libertadores de América, posteriormente comenzaron a barajar nombres del posible sustituto.

El partido era caliente (antes del reclamo de los jugadores del elenco potosino por las naranjas que lanzaron desde las tribunas), la visita dominaba, las llegadas de peligro fueron varias, pero no lograron convertir, pese a ello insistieron ante un plantel que no pudo pararse en el campo de juego, no menos cierto es que generó jugadas de gol, el arquero Jimmy Roca se paró firme en su arco.

A los nueve minutos el plantel de Nacional Potosí estuvo a punto de marcar la diferencia con un gol desde los 12 pasos por una falta dentro la zona roja, es Rodrigo Vargas quien se para frente al arco, acomoda la pelota en el punto del penal y con un remate anunciado no logra convertir, Carlos Lampe golero del local despeja su área, esa fue la primera llamada de atención.

Minutos después, a los 18´ aparece Sebastián Gularte, de Nacional Potosí para dejar parados a los defensores con un remate directo al arco, la jugada fue de Vargas el autor del gol estaba atento a la llegada y el ataque lo cambia por un gol, era el 0-1 del que no puede recuperarse el millonario hasta el segundo tiempo.

Fue a los 56 minutos, cuando Always Ready convierte el tanto del empate mediante Javier Sanguinetti, con un remate directo al arco y en el segundo intento, primero envía la pelota al palo del arco y el rebote la empalma y celebra la jugada con un grito de gol, no era para menos la hinchada comenzaba a inquietarse. Con el 1 a 1 finalizó un cotejo que se manchó y que solo se espera el informe del árbitro quien cometió gruesos errores.